El gobierno de EE.UU. cree que las medidas "son prometedoras"

El subsecretario del Tesoro, John Taylor, destacó la "defensa de la convertibilidad"
(0)
4 de diciembre de 2001  

WASHINGTON.- A pesar del escepticismo evidenciado por algunos operadores de Wall Street, el gobierno norteamericano tomó ayer una posición favorable sobre las medidas financieras adoptadas el viernes último por el gobierno argentino.

El subsecretario del Tesoro para Asuntos Internacionales de los Estados Unidos, John Taylor, apoyó el paquete porque, según el funcionario, busca proteger a la banca y evitar la devaluación del peso.

En una entrevista otorgada al canal de noticias financieras CNBC, el funcionario norteamericano expresó que el país "ha adoptado algunos pasos importantes para enfatizar que quiere continuar con la convertibilidad".

Taylor explicó que con las nuevas medidas "va a haber más cuentas bancarias en dólares para reforzar su caja de conversión sin una devaluación. Ellos han tomado algunos pasos importantes de esta manera".

Las declaraciones de Taylor llegaron justo en el momento en que una misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) se encuentra en el país. Sin embargo, Taylor comentó que Washington celebró la oferta de la Argentina de canjear la mayor parte de su deuda pública local y extranjera y dijo que la tercera economía de América latina está trabajando con el FMI para controlar su crisis.

"Lo que nosotros vemos positivo -dijo Taylor- es que ellos han tomado estas medidas por su propia cuenta, trabajando con el FMI. Y yo creo que es prometedor. Ellos -por el gobierno argentino- tendrán algunas dificultades en el corto plazo, pero también están enfrentándolas", concluyó.

Ayer también el asesor económico de la Casa Blanca, Glenn Hubbard, se refirió a las medidas tomadas por el país y dijo que "el gobierno del presidente George W. Bush está siguiendo la situación argentina muy cuidadosamente", aunque ni él ni Taylor deslizaron alguna señal acerca de si ese país piensa respaldar el desembolso de 1300 millones de dólares que tiene pendiente el FMI para este año.

Desembolso pendiente

El Gobierno necesita de ese dinero para cumplir con el servicio de su deuda sin ejercer una excesiva presión sobre las reservas del Banco Central. Pero aquel desembolso quedó pendiente finalmente por el incumplimiento de las metas presupuestarias pactadas con el Fondo para el último trimestre de este año, y que son motivo de análisis por la misión que se encuentra en Buenos Aires.

Como muchos preveían, varios expertos de Wall Street expresaron ayer preocupación por las medidas argentinas y advirtieron que el país planifica reestructurar primero su deuda local para después entrar en incumplimiento con sus obligaciones en el exterior.

Sin embargo, el mismo Taylor salió a calmar estas especulaciones. "No hay señales de que Buenos Aires esté dándoles un trato preferencial a los inversores locales", dijo el funcionario.

Y agregó: "La Argentina ha tomado pasos importantes para manejar la sustentabilidad de su deuda. Y ha manejado eso en dos fases: una es doméstica, y ahora están procediendo para enfrentar la totalidad del lado internacional. No hay una situación real de que unos estén siendo tratados de forma preferencial sobre los otros".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.