El Gobierno dice que Ruckauf promueve la renuncia de De la Rúa

Colombo encara el diálogo con la oposición
(0)
7 de diciembre de 2001  

El Gobierno resolvió responsabilizar públicamente al gobernador de la provincia de Buenos Aires, Carlos Ruckauf, por las maniobras del justicialismo para instalar la sensación de inestabilidad institucional y presentar en el Congreso un proyecto de ley de acefalía, como salida a la profunda crisis política y económica que apremia al presidente Fernando de la Rúa.

Los hombres del Presidente dicen que el Gobierno no puede desarrollar ninguna acción, sino denunciarlo.

"No pueden presentar ese proyecto porque en el período de sesiones extraordinarias, como en el que estamos, el Congreso sólo puede debatir proyectos del Poder Ejecutivo", dijo a LA NACION el vocero del Gobierno, Juan Pablo Baylac. "Están haciendo política para construir la alternancia y no la alternativa", añadió.

El peronismo diseña mecanismos alternativos para introducir en el Congreso temas ajenos a la lista que envió el Poder Ejecutivo en el decreto por el cual convocó el martes último a sesiones extraordinarias hasta fin de mes.

No se descarta el caso de una Asamblea Legislativa para el caso de la inclusión de la ley de acefalía.

El presidente De la Rúa y el jefe de Gabinete, Chrystian Colombo, identificaron a Ruckauf como el autor de las gestiones más enfáticas para instalar el tema de la sucesión presidencial anticipada. Colombo dijo ayer en la reunión de gabinete que Ruckauf se destaca por esa insistencia en provocar la renuncia de De la Rúa, entre los otros gobernadores justicialistas.

"Está presionando"

"La mayoría de los gobernadores peronistas se opone al Gobierno, pero no cuestiona la institucionalidad. Pero Ruckauf está presionando por la renuncia del Gobierno", dijo Colombo. El encargado de retrucar a Ruckauf, por orden presidencial, es Baylac.

"Ruckauf tiene tantos problemas en la provincia de Buenos Aires que prefiere echarle la culpa a la campaña antes que a su incapacidad de gobernar", dijo Baylac a LA NACION. Se trata de una impresión generalizada en la Casa Rosada. "Esto es parte de una acción psicológica y de inteligencia", completó.

Funcionarios muy allegados al jefe del Estado reconocen que en estos días se vive en Balcarce 50 la situación más difícil de la gestión delarruista. "Nos extraña que en esta crisis Ruckauf esté gastando 80 millones de pesos en publicidad, cuando tiene que pagarles con patacones a los empleados de la provincia", sostuvo Baylac.

Señaló que el gobernador bonaerense "tiene a sus arietes del caos, que son Hugo Moyano, titular de la CGT disidente, y Luis Barrionuevo, que en una radio dijo que el PJ asume el lunes".

El Gobierno hace una distinción entre Ruckauf, al que eligió de enemigo, y el presidente del PJ, Carlos Menem, y los demás gobernadores justicialistas, como José Manuel de la Sota y Carlos Reutemann, y el presidente provisional del Senado, Ramón Puerta.

Contactos

Colombo se reunió ayer con Reutemann -De la Rúa pasó a saludar a ambos- y con De la Sota, los que expresaron su deseo de que el Presidente termine su mandato en 2003, al igual que Puerta se lo hizo saber a funcionarios y empresarios.

El día anterior, Colombo había conversado con el jefe del PJ bonaerense, Eduardo Duhalde, y su diputado economista Jorge Remes Lenicov.

Pese a todas las garantías del peronismo, en el Gobierno no pueden explicar cómo el PJ insiste en tratar en el Congreso un proyecto de ley de acefalía presentado por Eduardo Di Cola, del PJ de Córdoba, un hombre de De la Sota.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.