El Gobierno inició su "retiro espiritual" para repasar la gestión