El Gobierno ordenará liberar a los detenidos durante el estado de sitio

El secretario de Justicia, Alberto Zuppi, prepara un decreto para resolver su situación
(0)
26 de diciembre de 2001  

El gobierno justicialista no quiere que haya presos por los incidentes ocurridos en la Plaza de Mayo en los días y horas previos a la renuncia de Fernando de la Rúa.

El secretario de Justicia y Asuntos Legislativos, Alberto Zuppi, trabaja en un decreto para "buscar resolver la situación de los detenidos en la sublevación popular", se informó anoche oficialmente.

Zuppi llevará hoy su proyecto al presidente Adolfo Rodríguez Saá, que anteayer recibió a los dos sectores en que se dividen las Madres de Plaza de Mayo y prometió enviar una ley al Congreso para liberar a todos los que fueron detenidos durante el estado de sitio dispuesto por el ex presidente.

El secretario y el subsecretario de Derechos Humanos, Eduardo Taiana, se entrevistaron ayer en la sede gubernamental, en Sarmiento al 300, con la jueza federal María Servini de Cubría, que investiga los incidentes ocurridos en la ciudad de Buenos Aires el 19 y el 20 del actual.

Fuentes oficiales dijeron que Zuppi expresó a la magistrada "la preocupación y solidaridad por la investigación que está realizando", y ofreció la colaboración del Gobierno para la pesquisa. El funcionario se interiorizó sobre el número de muertos (ocho en la Capital) y detenidos (cientos) y consultó a Servini de Cubría acerca de los delitos que imputó, según se indicó.

La jueza, que estaba de turno cuando ocurrieron los incidentes, prohibió abandonar el país al ex presidente De la Rúa, al ex ministro del Interior, Ramón Mestre, al ex secretario de Seguridad, Enrique Mathov, y al hasta ayer jefe de la Policía Federal, Rubén Santos (de lo que se informa por separado). Los fiscales federales Eduardo Freiler y Federico Delgado denunciaron a todos estos funcionarios por homicidio reiterado y privaciones ilegales de la libertad, entre otros delitos.

Anteayer por la mañana, Rodríguez Saá recibió al sector de Madres de Plaza de Mayo que lidera Hebe de Bonafini y a la tarde se reunió con dirigentes de la llamada Línea Fundadora, que preside Nora Cortiñas.

Tras la reunión, Bonafini dijo que "el presidente nos prometió que ya está en su pensamiento la ley para la libertad, no sé si de todos, pero creo que sí, de todos los presos políticos y sociales". Cuando se le preguntó si incluiría a los presos por el copamiento de La Tablada, Bonafini respondió: "De todos" e hizo referencia a un total de "2400 procesados".

Emocionadas

"Nos vamos muy emocionadas porque desde 1984 no entrábamos en esta casa, no éramos recibidas como personas, así que estamos contentas, esperanzadas y vigilantes. Vamos a estar atentas", advirtió Bonafini. Y agregó que Rodríguez Saá "nos pidió que si sabemos de hechos de corrupción o de represión, se lo hagamos llegar".

Entre otros pedidos, las Madres reclamaron la extradición de las personas requeridas por tribunales extranjeros por crímenes de lesa humanidad ocurridos durante la dictadura.

Zuppi es defensor de la justicia universal y sostiene que el principio de extraterritorialidad fue incorporado en la Constitución con la reforma de 1994. Tal como publicó en forma exclusiva LA NACION, el Gobierno revisará el decreto de De la Rúa que fijó una doctrina oficial para rechazar todos los pedidos de tribunales extranjeros que pretenden juzgar a ex represores argentinos por violaciones a los derechos humanos. "Hay un principio internacional que es entregar o juzgar. La postura adoptada por el anterior gobierno es algo que hay que corregir", dijo Zuppi, y desató así la primera interna del Gobierno.

Poco después, el canciller, a cargo del Ministerio de Defensa, José María Vernet, no quiso confirmar ni negar la versión y dijo que "las posiciones están todas abiertas". Aseguró que los jefes de las Fuerzas Armadas fueron confirmados en sus cargos.

Rechazo

  • Dirigentes de la agrupación Memoria Activa, que agrupa a familiares de víctimas del atentado contra la AMIA, rechazaron ayer la designación como secretario de Justicia y Asuntos Legislativos de Alberto Zuppi, que hasta ahora se desempeñaba como su abogado en el juicio oral por el ataque terrorista. Laura Ginsberg, una de las referentes de la agrupación, manifestó su “dolor” y “estupor”.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.