El kirchnerismo tardó en aceptar la derrota y culpó al "aparato del Estado"

Rioseco viajó a la capital provincial para hablar ante los militantes
Rioseco viajó a la capital provincial para hablar ante los militantes Fuente: LA NACION - Crédito: Hernán Zenteno
El candidato de Unidad Ciudadana-PJ atribuyó el resultado a la división de la oposición y al despliegue territorial del MPN
Alan Soria Guadalupe
(0)
11 de marzo de 2019  

NEUQUÉN.- Los verdaderos sentimientos terminaron por filtrarse. Como si se hubiera esfumado la ilusión, el kirchnerismo reconoció ayer con caras largas la derrota en las elecciones a la gobernación de esta provincia. Pero se tomó su tiempo.

El candidato de Unidad Ciudadana y el PJ , Ramón Rioseco, recién emprendió viaje desde Cutral Có, donde es intendente, pasadas las 20.30. Tenía que hacer 150 kilómetros para llegar al búnker de esta capital.

En la puerta del Hotel Tower lo esperaba un grupo reducido de militantes que no disimularon su pesar. Lejos quedaron las banderas, los cánticos y los bombos con los que le demostraron apoyo en el cierre de la campaña, el jueves último.

"No está muy contento para venir rápido", se escuchaba en el búnker de Unidad Ciudadana mientras Rioseco estaba en viaje. "¿Vos estuviste con el otro finado?", le preguntó una mujer a otra que había asistido al discurso de derrota de Horacio "Pechi" Quiroga, el candidato de Cambiemos .

Cuando llegó, pasadas las 22, Rioseco felicitó a los ganadores, pero aseguró que "el despliegue territorial y el aparato del Estado" fue lo que permitió que Gutiérrez ganara las elecciones. "Teníamos números que nos daban ganadores", dijo el dirigente. "Influyó también la división de la oposición", remarcó.

Cerca de ahí, en el Hotel Comahue, Quiroga dio una conferencia de prensa en la que felicitó a Gutiérrez y aseguró que no volverá a competir por la gobernación.

Se respiró cierta nostalgia en el auditorio. El intendente neuquino buscó dejar en claro que ya no siente la necesidad de competir por cargos políticos y bromeó con que después de perder esta elección puede llegar a "desconocerlo".

"No voy a ser candidato a legislador nacional ni a diputado provincial", agregó, al tiempo que indicó que hoy volverá a ocupar su cargo de intendente de esta ciudad porque se había tomado licencia. Quiroga debió frenar su discurso por los aplausos.

Los mensajes de los derrotados pusieron fin a una campaña de dos meses en la que no hubo cruces fuertes y en la que los vecinos mostraron cierta apatía ante los resultados. Pero también pusieron fin a una jornada en la que se implementó por primera vez el sistema de Boleta Única Electrónica (BUE), que generó algunas quejas entre los vecinos. Pese a que las autoridades provinciales habían capacitado a la población y dispuesto asistentes en las escuelas para que los vecinos practicaran cómo votar en las pantallas, algunos ciudadanos tuvieron inconvenientes para emitir su voto y debieron pedir ayuda.

Lágrimas de alegría

Los sentimientos a flor de piel se replicaron también en el búnker de Gutiérrez. El gobernador, que estará al frente del Ejecutivo provincial, admitió que lloró cuando tomó conocimiento de los primeros resultados de la elección de ayer. "Fue un gran llanto", dijo el funcionario en una extensa conferencia de prensa.

Afuera del edificio, que funciona como una suerte de unidad básica del MPN, un centenar de militantes aplaudían las palabras de Gutiérrez que escuchaban por un parlante en la calle.

A veces, la voz del gobernador era superada por los gritos, cánticos y bombos.

Al término de su discurso en un auditorio pequeño y colmado, Gutiérrez salió del edificio y tomó contacto con sus seguidores al igual que el futuro vicegobernador y presidente del banco provincial, Marcos Koopmann.

Como es usual en esta provincia, los simpatizantes del ganador se trasladaron después a la Casa de Gobierno para continuar los festejos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.