El oficialismo ganó la guerra de los colores

La Justicia falló sobre las boletas; Cristina usará el azul; la UCR, el rojo, y Duhalde, verde y fucsia
(0)
24 de junio de 2011  

A pesar de que aún faltan cuatro meses para las elecciones presidenciales, el kirchnerismo ganó la primera batalla. Se impuso sobre el duhaldismo y la agrupación de Alberto Rodríguez Saá. Pero también el radicalismo triunfó. Lo hizo sobre un conglomerado de partidos de izquierda.

No son los resultados de los comicios nacionales, sino de la guerra de los colores que se libró esta semana en el juzgado federal electoral de la jueza María Servini de Cubría para definir la tonalidad de la boleta electoral con la que cada partido se presentará en las elecciones primarias del 14 de agosto y en las presidenciales del 23 de octubre.

Los datos surgen de lo que informaron a La Nacion los apoderados de todas las agrupaciones políticas y las autoridades judiciales.

La nueva ley electoral, que se estrena en estos comicios, permite que las boletas de los partidos políticos sean de colores, para que puedan ser fácilmente identificadas.

Así, Cristina Kirchner estará rodeada en la boleta del color azul-celeste, que acompaña a toda la cartelería de las obras públicas nacionales. El color que utilizará se denomina técnicamente azul 3005 U.

El partido Unión Popular, de Eduardo Duhalde, quería usar el azul, pero como ya estaba ocupado, propuso un diseño celeste con una bandera argentina. Finalmente, tras dos días de debate, sus representantes optaron por boletas en tonos que prometen estar de moda en la primavera: el verde y el fucsia.

El otro que tuvo que resignar sus pretensiones iniciales fue Rodríguez Saá, con su agrupación Es Posible. También iban por el azul, pero tuvieron que acordar el uso en las boletas de un celeste pálido, el 635 U, para diferenciarse del kirchnerismo y del duhaldismo bicolor.

Fueron necesarios dos días de debate, en los que los apoderados partidarios esgrimieron sus argumentos sobre los tonos de las boletas. Se impuso el criterio más básico y primitivo: ganó el que primero hizo reserva de color y el kirchnerismo se llevó lo que fue a buscar.

La audiencia del color azul fue la más reñida, casi igual que la del rojo, en la que la Unión Cívica Radical y un frente de partidos de izquierda se disputaron el colorado. Los abogados partidarios basaron sus reclamos en la historia: los radicales invocaron que el rojo fue el símbolo de la Revolución del Parque, que dio origen a la agrupación en 1890, y el blanco los acompaña en los símbolos partidarios. Pero las agrupaciones de izquierda tenían las mismas razones, fundadas en el rojo que tiñó el socialismo soviético de principios del siglo pasado. Finalmente, quedaron en que la Alianza Frente de Izquierda usará el rojo 032 U, más rosita, y los radicales, el rojo 485 U y el blanco.

Elisa Carrió y la Coalición Cívica irán con boletas bicolor: verde y azules; el Partido Humanista usará el tradicional naranja; Fernando Solanas, el verde, y el Frente Amplio Progresista, de Hermes Binner, por su lado, irá con el azul y el naranja.

Pro reservó el amarillo para Mauricio Macri, cuando aspiraba a ser presidente. Ahora la papeleta tiene color asignado, pero, por el momento, ningún candidato presidencial.

Dilma está "convencida" de la reelección

SAN PABLO.- La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, afirmó que está convencida de la reelección de su par argentina, Cristina Kirchner, en los comicios generales del 23 de octubre. La presidenta hizo un análisis del panorama electoral de la Argentina, su principal socio dentro del Mercosur, en una reunión que mantuvo con senadores oficialistas. "Dilma se mostró convencida de que Cristina tendrá éxito con la reelección; dijo estar segura de su victoria y repasó parte de la agenda social de la Argentina. Dilma elogió los programas sociales aplicados por la Argentina", contó a la agencia ANSA la senadora Ana Amélia.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.