El resultado promete agitar al peronismo bonaerense

El triunfo del Frente Renovador en muchas intendencias que antes eran kirchneristas marcará el rumbo para una definición en el PJ de cara a las elecciones presidenciales de 2015
Pablo Morosi
(0)
12 de agosto de 2013  

LA PLATA.- En los más populosos distritos de la provincia de Buenos Aires, los jefes comunales, en su amplia mayoría de origen peronista, buscaron consolidarse en su terruño de cara a una pelea que los tendrá como protagonistas: el proceso de sucesión iniciado en el PJ mediante el que se definirá el próximo candidato presidencial para 2015.

Mientras tanto, en la encrucijada, el gobernador Daniel Scioli no sólo dirime su proyección presidencial, sino que en la nueva composición de la Legislatura bonaerense y en los posibles reacomodamientos de los municipios, también está en juego la gobernabilidad de la administración provincial conducida por Scioli, quien ayer al votar pidió al conjunto de la sociedad "paz y tolerancia social con espíritu constructivo".

Según los datos disponibles hasta anoche, el Frente Renovador se estaba imponiendo en la primera, segunda, tercera, quinta, séptima y octava sección electoral. En tanto, en la cuarta y en la sexta iba ganando el Frente para la Victoria (FPV). De confirmarse en octubre estos guarismos, en la Legislatura conviviría el kirchnerismo con un fuerte bloque massista

Los resultados de anoche prenuncian el inicio de un proceso de revolución interna en el peronismo bonaerense que no resulta fácil de visualizar, quizás ni siquiera se pueda ver aún ello de aquí al próximo turno electoral de octubre.

El peso electoral de la provincia es decisivo: aquí vota el 37 por ciento del electorado de todo el país, unos 11 millones de personas. El FPV se alzó con una victoria esencial en La Matanza -que concentra el 10 por ciento del electorado provincial-, donde hasta el cierre de esta edición sacaba casi diez puntos de diferencia al FR. De consolidarse ese resultado en octubre próximo, el intendente Fernando Espinoza, que se presentó como candidato testimonial, conservará la hegemonía en el Concejo Deliberante local.

Hubo, asimismo, algunos bastiones del kirchnerismo que se mantuvieron, como Berazategui (Mussi), Florencio Varela (Pereyra), Avellaneda (Ferraresi), Merlo (Othacehé); Ezeiza (Granados), Quilmes (Gutiérrez) y Ensenada (Secco). En los últimos tres casos, los intendentes se expusieron como candidatos testimoniales, ya que advirtieron que no asumirán el cargo legislativo por el que se presentan. También ganó a nivel local el máximo candidato del kirchnerismo, Martín Insaurralde en Lomas de Zamora.

En tanto, en los distritos de Ituzaingó (Descalzo) y Lanús (Díaz Pérez), el oficialismo perdió ante el massismo.

En Morón, el FPV no presentó listas a nivel local y quedó subsumido en Nuevo Encuentro, el sello del titular de Afsca, Martín Sabbatella, que sucumbió ante los candidatos del FR.

En Tigre, el triunfo de los candidatos locales del massismo fue arrollador y sacó casi el 40 por ciento de diferencia al FPV, lo cual prenuncia un blindaje para la gestión de Julio Zamora, presidente del Concejo Deliberante encargado de tomar la posta en la comuna

En Almirante Brown, el massista Darío Giustozzi, uno de los grandes ganadores de la jornada, consiguió un triunfo en su distrito, donde encabezó la lista del Frente Renovador con su hermano Eduardo Giustozzi, que consiguió una diferencia de 20 puntos sobre el kirchnerismo, con el que hasta hace poco tiempo comulgó abiertamente.

Otros ex kirchneristas

Los otros distritos con intendentes que pasaron del oficialismo al FR también registraron triunfos importantes. En Malvinas Argentinas se destacó la victoria de los colaboradores de Jesús Cariglino, la lista fue liderada por Alberto Cobreros, presidente del Concejo Deliberante. En General San Martín, la lista que responde a Gabriel Katopodis -encabezada por la esposa del jefe comunal, Nancy Capelloni- obtuvo el 42%, casi 20 puntos más que el FPV, mejorando la performance del jefe comunal en 2011. Algo similar ocurrió en San Miguel, Hurlingham, Escobar, Pilar y Olavarría, si bien la nómina del FR ganó, el porcentaje de votos obtenido es menor que lo conseguido en la última elección.

En José C. Paz, donde el caudillo Mario Ishii se postuló para senador nacional por el FPV, el conteo de votos mostraba hasta anoche una elección muy reñida en la que hasta el cierre de la presente edición se imponía por escasísimo margen el kirchnerismo.

En La Plata, la sorpresa la dio la decana de la Facultad de Periodismo de la Universidad Nacional de La Plata, Florencia Saintout, quien, con una lista colectora, cosechó poco más del 8%. Por su parte, Gabriel Bruera, hermano del intendente Pablo Bruera, sintió el golpe del electorado tras la trágica inundación que asoló esta ciudad y dejó un número aún indeterminado de muertos y cuantiosas pérdidas materiales. La lista para concejales encabezada por Bruera obtuvo menos del 25%, la mitad de los votos que consiguió en 2011.

Lejos de su performance de 2009, la fuerza de Francisco de Narváez sólo ganó en Salliqueló, mientras que en Necochea se impuso la nómina Unión con Fe, apadrinada por el líder del sindicato de peones de campo, Gerónimo Venegas.

Fuera del peronismo, en el interior hubo una buena elección del Frente Progresista Cívico y Social, que lidera Margarita Stolbizer, en distritos como Azul, Villa Gesell, 25 de Mayo, Trenque Lauquen, Tornquist, Balcarce, Tandil, San Pedro y Bolívar, entre otros.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.