El teléfono liga a Boudou con Vandenbroele

El directivo de Ciccone fue titular de la línea de un piso del vicepresidente
Hugo Alconada Mon
(0)
13 de mayo de 2012  

No sólo el cable y las expensas. El presidente de la nueva Ciccone Calcográfica, Alejandro Paul Vandenbroele , también fue titular de una línea de teléfono fijo en el departamento que el vicepresidente Amado Boudou tiene en Puerto Madero, confirmaron fuentes del consorcio del complejo River View a LA NACION.

Vandenbroele tomó el control de esa línea a fines de 2010, apenas unos días después de que el entonces ministro de Economía firmara –el 8 de noviembre de ese año– una nota que carece de precedente para que la imprenta se beneficiara con una moratoria excepcional, concedida por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

La aparición de Vandenbroele como titular de ese teléfono aporta otro indicio sobre su presunta relación con Boudou, que ambos niegan terminantemente. Si la línea estuvo antes a nombre del vicepresidente, entonces Boudou debió comunicarse con Telefónica de Argentina, prestadora exclusiva del servicio en todo el complejo River View, para informar que su sucesor como titular de la cuenta sería Vandenbroele.

LA NACION consultó a Telefónica sobre el servicio prestado en el departamento 3 del piso 25 de la torre 2 del complejo, pero la compañía declinó responder la requisitoria.

El nuevo indicio abona además una sospecha latente en los tribunales de Comodoro Py: que Vandenbroele fue el verdadero inquilino del departamento durante varios meses, tal como detallaron vecinos y allegados del directivo de la ex Ciccone a LA NACION, en vez de su socio residente en España, Fabián Carosso Donatiello.

El juez federal Daniel Rafecas –luego recusado– y el fiscal Carlos Rívolo habían obtenido algunos indicios al respecto cuando allanaron el complejo River View, el miércoles 4 de abril.

Detectaron que Vandenbroele pagó las expensas y cuatro facturas del servicio de televisión por cable provisto por Cablevisión, del Grupo Clarín, entre octubre de 2010 y enero de 2011.

A diferencia de esos indicios, sin embargo, la titularidad de la línea telefónica fija –que concluía con los números 2144– se extendió bastante más en el tiempo. Figuró a nombre de Vandenbroele durante por lo menos 15 meses, hasta principios de este año, según reconstruyó LA NACION, luego de que su esposa, Laura Muñoz, lo acusó el 6 de febrero de actuar como "testaferro" del vicepresidente.

A diferencia de Vandenbroele, en tanto, quien figuraba como supuesto inquilino formal de ese departamento, Carosso Donatiello, no recibía facturas de Telefónica; tampoco los vecinos del River View recuerdan haberlo visto jamás por el complejo.

El desconocimiento sobre Carosso Donatiello –quien ejerce como abogado en un modesto estudio jurídico de Madrid y que durante los últimos dos años sólo estuvo 37 días en la Argentina, parte de los cuales pasó en su Rosario natal, según indicó su padre– contrasta con los relatos coincidentes sobre Vandenbroele.

Los guardias de seguridad del River View recuerdan, por caso, a "Alejandro", como lo llamaban con respeto.

De hecho, la administración del River View estuvo en manos de la firma Guillochón, pero luego quedó bajo la responsabilidad de Vielmi SA. Y Alejandro Vandenbroele solía mostrarse en la zona de la pileta junto al amigo, socio comercial, padrino de casamiento y testigo del divorcio de Boudou, José María Núñez Carmona, quien vive en el piso 17 de la Torre 1 de ese complejo.

Revista de vinos

Allegados al propio Vandenbroele que comieron con él en el departamento que ocupaba en Puerto Madero recuerdan otro dato singular. Había una revista especializada en vinos, con una faja de suscripción pegada en la portada. A nombre de Boudou.

Las anécdotas entre los vecinos se amontonan. Por ejemplo, sobre cómo llegaban sobres con resúmenes bancarios del exterior –y algunos sacaron fotos de esas cartas– o cómo Boudou y su hermano Juan Bautista se sacaban fotos arriba de varias motocicletas de alta cilindrada en el patio interno del River View.

Tres de esas motos permanecieron durante meses en las cocheras: una BMW blanca y dos Harley Davidson –una azul, patente 343EIX, y una negra, patente 214EPS–. A ellas se sumó una coupé BMW X6 negra, patente IHE780, que recién sacada en la calle vale entre 120.000 y 150.000 dólares.

Los cuatro vehículos, según pudo verificar LA NACION, se encuentran registrados a nombre de Núñez Carmona, que fijó domicilio legal para los cuatro rodados en la calle Roca 214, de Mar del Plata. Allí está ubicado el pequeño departamento en el que "Nariga" (como le dicen sus conocidos) vivió de chico con su familia.

"Sacaron todo"

Tras el estallido del escándalo, sin embargo, las tres motos y la coupé BMW desaparecieron.

"Sacaron todo de acá [por el River View] hace un tiempo, después de que saltó todo", relató uno de los vecinos de la cochera, que recuerda cómo, aunque figuran a nombre de Núñez Carmona, era Boudou el que las desempolvaba.

Más relevante, detalló cómo semanas antes de que allanaran el edificio por el caso Ciccone, retiraron de allí cajas y más cajas de documentación.

Las motos y la X6, en tanto, reaparecieron poco después en Mar del Plata. Las guardaron en las cocheras de las torres ubicadas frente al parque San Martín, que exponen el vínculo existente entre Boudou y el empresario Fernando Aldrey Iglesias (de lo que se informa por separado), cuyas ramificaciones llegan hasta el gobernador Daniel Scioli.

Sin embargo, la escala de los vehículos junto al parque San Martín resultó fugaz. Los retiraron de allí, según cuentan ahora los vecinos, la calle Aristóbulo del Valle 3270. Al igual que un Mini Cooper y una camioneta Audi Q7, cotizada en entre 100.000 y 136.000 dólares. Ahora resultan inhallables. A diferencia del teléfono a nombre de Vandenbroele.

RELACIÓN PELIGROSA

1. Amigos en común

Vandenbroele admitió su relación personal y comercial con Núñez Carmona, el socio y mejor amigo de Boudou.

2. El departamento

El departamento que tiene Boudou en Puerto Madero figura como alquilado a nombre de un amigo de Vandenbroele. Pero la Justicia sospecha que el directivo de Ciccone vivió allí.

3. Cable y teléfono

En el allanamiento judicial a ese departamento hallaron que Vandenbroele pagaba las expensas y tuvo a su nombre la TV por cable. Ahora se sabe que también figuró como titular de la línea de teléfono fija.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.