Empresarios y gremialistas piden frenar el proceso de dolarización

Junto con los bancos, hoy se reúnen con el titular del BID para pedir ayuda externa
(0)
9 de diciembre de 2001  

La dolarización es una falsa medicina. Con esa consigna, el Grupo Productivo y las dos CGT salieron ayer con los tapones de punta para pedir que se frene un proceso que al mismo tiempo ven como algo inevitable.

La Unión Industrial Argentina (UIA), la Cámara Argentina de la Construcción (CAC), las Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) y las entidades sindicales lideradas por Rodolfo Daer y Hugo Morano, respectivamente, firmaron este "manifiesto" en contra de la eliminación del peso.

"La dolarización no contribuiría a resolver los problemas que presenta el actual escenario de caída de empresas, de deterioro del salario real, de altas tarifas de servicios y elevadas tasas de interés, en definitiva, de alta pérdida de competitividad", sostuvieron las organizaciones firmantes.

Según el documento, "por desesperación de una minoría desconcertada" se cometería "el error de comprometer el presente y el futuro" del país, al "abandonar la política monetaria, romper el Mercosur y avanzar en un ajuste dramático".

El titular de la UIA, José Ignacio de Mendiguren, señaló ayer a LA NACION que "se plantean falsas opciones, como dolarizar o devaluar, y parecería que la primera es la menos mala". Según el dirigente empresarial, la Argentina debe "reducir el costo de los sectores no transables a precios internacionales y corregir la revaluación". Luego, sí, "avanzar hacia la flotación cuando se logre ese escenario".

Los actores de este pedido, junto con los bancos de la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA) y Asociación de Bancos Públicos y Privados de la Argentina (Abappra), se almorzarán hoy con el titular del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Enrique Iglesias, en la casa del titular de la UIA. Ejecutivos y sindicalistas creen que, si se decide un cambio en el régimen monetario, habrá asistencia financiera internacional para un plan sustentable y, en ese contexto, creen que Iglesias es el mejor interlocutor ante Washington.

No todos los empresarios estarán en la mesa de hoy. Aun dentro de la UIA algunos creen que la crisis ya ha tomado una dinámica demasiado veloz como para pensar en la concertación.

Además, admiten que no hay una postura unánime en torno del régimen monetario. Anteayer, en una reunión en la Coordinadora de Productos Alimenticios (Copal), los principales empresarios del sector no pudieron ponerse de acuerdo al respecto. La entidad realizará el miércoles próximo su tradicional almuerzo anual y reconocen que no será fácil dar un discurso por las volátiles circunstancias.

Rechazo a las restricciones

En algo sí coinciden todos los ejecutivos: en rechazar las medidas de restricción financiera instauradas hace una semana. En esta sintonía, la Copal concluyó que la venta directa de lácteos bajó un 10 por ciento.

La Coordinadora de Actividades Mercantiles Empresarias (CAME) ratificó que el miércoles próximo realizará una protesta, que contará con la participación de entidades empresariales de las principales localidades del país y con la adhesión del sindicato mercantil. La medida consistirá en un bocinazo con cacerolazo a las 12 y un apagón de 15 minutos en los comercios a las 20.30.

Por su parte, la Cámara Argentina de Comercio (CAC) consideró que "la banzarización forzada provocará restricciones aún mayores que las que soporta la actividad comercial y de servicios". En el mes navideño, el sector comercial espera una brusca caída en el nivel de ventas.

El diagnóstico único se extiende a otros planos, ya que los empresarios creen que "ésta será una semana muy dura", aunque Cavallo pueda lograr reencauzar el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

"La cadena de pagos se rompió y y eso difícilmente se repare. Además, el Gobierno está en una encrucijada: si va para atrás con las medidas, se le van todos los depósitos; pero si no lo hace, el nivel de actividad no levantará jamás y la recaudación seguirá por el piso", afirmó un importante empresario a LA NACION.

En ese marco, los ejecutivos creen que el tiempo del ministro Cavallo "está terminado" y esperan a su reemplazante. Según les comunicó el viernes último el titular de la UCR, Angel Rozas, el candidato a reemplazarlo está entre el viceministro Daniel Marx y el ex ministro Ricardo López Murphy. En el entorno de éste se aclaró que "el ex ministro no piensa volver a este gobierno".

Mendiguren (UIA)

  • La central industrial pivotea el diálogo con las empresas, los sindicatos y el Gobierno. Cree que hay que bajar precios internos antes de dejar flotar el peso y considera que el futuro inmediato de Cavallo está hipotecado.
  • Iglesias (BID)

  • El titular del organismo multilateral de crédito es, a los ojos de los actores de la concertación, el actor más amigable del establishment de Washington para la Argentina. Esperan su ayuda tras la flotación.
  • Daer (CGT)

  • La CGT dialoguista y sus pares rebeldes liderados por Hugo Moyano confluirán en un paro el 13 del actual contra las últimas medidas, cuyo rechazo comparten con las entidades empresariales.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.