En Gobierno ven casi inevitable la cesación de pagos hasta diciembre