En la Casa Rosada

Detrás de la cumbre
(0)
14 de diciembre de 2001  

  • Preparativos. En un clima de misterio, el ministro del Interior, Ramón Mestre, desapareció anteayer durante una hora y media, entre las 18.30 y las 20. Fuentes inobjetables de la Casa Rosada aseguraron que Mestre mantuvo una reunión muy privada y secreta con Menem, en un lugar desconocido, para terminar de acordar la cumbre de ayer, los preparativos y lo que dirían al término del encuentro. Pero Mestre, consultado por LA NACION, se mostró sorprendido: “No existió ninguna reunión para acordar ninguna reunión”, dijo. También mostró sorpresa el vocero del Gobierno, Juan Pablo Baylac. “Desconozco”, fue la respuesta inmediata que ensayó.
  • * * *

  • Molesto. Cuando lo escuchó por televisión, el senador Eduardo Duhalde tomó la decisión: no asistiría a la cita con el Presidente, que tenía previsto realizar hoy. Aunque ya el propio De la Rúa había confirmado el encuentro con el senador peronista, Duhalde se molestó cuando escuchó a Menem asegurar que dependerá de su rival interno consensuar dentro del PJ una postura única en pos de la concertación.A partir de ese momento, y desdiciendo al propio De la Rúa, los voceros de Duhalde se encargaron de asegurar que “el senador tiene previsto recorrer las zonas inundadas” de la provincia de Buenos Aires, en lugar de aterrizar en la Casa Rosada.
  • * * *

  • Autoexcluido. Carlos Corach se autoexcluyó de la reunión de ayer, pese a que Menem lo invitó expresamente. “Mirá presidente, creo que no tengo que ir, porque deben acompañarte las autoridades del partido. Esto debe ser la reunión del Gobierno con el PJ, no con una fracción del peronismo o con el menemismo”, le dijo el ex ministro del Interior, con razonable criterio político. En esta lógica, debían participar Menem, presidente del PJ; Rubén Marín, vicepresidente, y Eduardo Bauzá, secretario general. Pero se sumaron Jorge Castro, Alberto Kohan, el senador Eduardo Menem, Ramón Hernández y Alejandro Tfeli. Toda una demostración de poder del menemismo.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.