En un bar de Palermo, Sergio Massa y José Manuel de la Sota avanzaron en un acuerdo para las primarias nacionales