Giran más fondos para garantizar el inicio de clases

Fuente: Archivo
El Gobierno mantendrá el auxilio a siete provincias y elevará el pago por materiales didácticos; rechazo de la Ctera
(0)
27 de febrero de 2018  

En busca de atajos para garantizar el inicio del ciclo lectivo en todo el país y acercar posiciones con los gremios en las negociaciones salariales en cada distrito, la Casa Rosada escenificó ayer un acuerdo con tres de los cinco sindicatos docentes de alcance nacional.

Se trató de la oficialización del decreto 52/2018, anunciado el 17 de enero, que, entre sus principales puntos, eliminó la paritaria y fijó un piso de condiciones salariales equivalentes al salario mínimo, vital y móvil más un 20 por ciento para los casi 950.000 trabajadores docentes de escuelas públicas y privadas subsidiadas.

El convenio firmado ayer contempla la creación de una comisión de formación y capacitación docente, elevar de 10 a 12 meses el pago de los $210 de materiales didácticos por cargo (una erogación de casi $400 millones) y el compromiso oficial de mantener el auxilio financiero que representa el Fondo Compensador para las siete provincias que lo perciben, lo que significaría un gasto de entre $1800 y $2000 millones, aproximadamente.

La escenificación del acuerdo se concretó en el piso 17 de la sede del Ministerio de Trabajo. Jorge Triaca ofició de anfitrión junto con el ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro. Ambos recibieron a los representantes gremiales de la Unión de Docentes Argentinos (UDA), la Asociación del Magisterio de Enseñanza Técnica (AMET) y la Confederación de Educación Argentinos (CEA).

No participaron la Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera), que es el gremio mayoritario del país, ni el Sadop, que agrupa a los docentes privados. Ambos rechazaron sumarse tras el decreto que modificó la composición de la mesa en la que se discute el convenio nacional de los maestros, que afectó principalmente a la Ctera.

Sergio Romero, jefe sindical de UDA, valoró el acuerdo, pero en la reunión insistió en la necesidad de recuperar la instancia paritaria. De hecho, su gremio judicializó en 2017 la pelea con el Gobierno, cuando Esteban Bullrich estaba a cargo de la cartera educativa.

Triaca y Finocchiaro destacaron el diálogo e intentaron enviar una señal a los gremios docentes más díscolos que rechazaron la oferta salarial de 15 por ciento y que amenazan con no iniciar las clases el 5 de marzo. Ayer, por ejemplo, hubo rechazos por parte de los gremios de Santa Fe y Chaco.

"Conformamos comisiones para debatir ejes específicos. No tenemos pleno acuerdo en todos los puntos, pero tenemos consenso en tratar los intereses sin perjudicar a los alumnos y a la comunidad educativa", resaltó Finocchiaro. Ahora, el desafío será que cada distrito cierre su acuerdo salarial y que las clases puedan comenzar el lunes próximo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.