Suscriptor digital

Impulsan el trabajo conjunto de las áreas de inteligencia

Reunión: De la Rúa presidirá mañana un encuentro en la Casa Rosada; quiere que los organismos actúen coordinados; hablarán sobre contrabando y narcotráfico.
(0)
28 de marzo de 2000  

El presidente Fernando de la Rúa reunirá pasado mañana, por primera vez desde su asunción, a la Comisión Nacional de Inteligencia (CNI), informaron a La Nación fuentes de la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE).

El encuentro buscará dar la imagen de que los organismos de inteligencia y seguridad actuarán de ahora en más de manera conjunta. Esa es una temprana aspiración del jefe del Estado, según funcionarios de su gabinete.

Fue, también, un reclamo de Fernando de Santibañes antes de aceptar, en diciembre último, la jefatura de la SIDE. Santibañes aspiraba a conducir un organismo de inteligencia al estilo norteamericano, que abarcara mucho más de lo que tiene la SIDE. Su idea original era estar al frente de una estructura que incluyera la inteligencia, el planeamiento y la prevención.

La decisión de De la Rúa, en cambio, fue la de hacer trabajar en equipo a los organismos del Estado que intervienen en esas tareas.

La reunión del jueves será en la Casa Rosada y asistirán los miembros permanentes del CNI, que fue fundado por Carlos Menem, pero nunca funcionó.

Los miembros de la comisión son los ministros de Interior, Federico Storani; de Relaciones Exteriores, Adalberto Rodríguez Giavarini; de Defensa, Ricardo López Murphy, y de Economía, José Luis Machinea. El presidente de la CNI es Santibañes, como titular de la SIDE.

Los demás integrantes son los jefes de inteligencia del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, del Estado Mayor General del Ejército, del Estado Mayor General de la Fuerza Aérea, del Estado Mayor General de la Armada, de la Gendarmería Nacional, de Prefectura y de la Policía Federal.

Competencia

Los distintos organismos de inteligencia no tienen una tradición de trabajo conjunto en el país. Más bien, lo contrario. Para tener éxito, De la Rúa tendrá que vencer la tradicional competencia entre las fuerzas, sus celos y rivalidades.

Entre los temas que se tratarán en la reunión se cuentan la lucha contra el contrabando, que De la Rúa puso al tope de su agenda de seguridad (y económica, por la evasión tributaria que implica); el lavado de dinero y el narcotráfico.

El Presidente enumeró estos temas como prioridades en su discurso de inauguración de la Asamblea Legislativa, el 1 de este mes.

Santibañes se propuso cambiar la reputación y el papel de la SIDE. Insiste en que el organismo debe abandonar el espionaje interno y centrarse en la prevención de actos que atenten contra la vida de los ciudadanos y en la planificación.

La reunión del jueves debería ser un paso en ese sentido.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?