Kirchner prevé anunciar hoy el gabinete

Completaba anoche con su círculo íntimo los hombres que lo acompañarán; impuso hermetismo, aunque ya hay nombres
(0)
20 de mayo de 2003  

El presidente electo, Néstor Kirchner, prevé anunciar esta tarde los nombres de los ministros que lo acompañarán a partir del domingo. Se descuenta que entre ellos estarán el constitucionalista Rafael Bielsa, el duhaldista José Pampuro y el dirigente porteño Gustavo Beliz, aunque anoche se mantenía en estricta reserva qué lugar ocuparía cada uno de éstos.

El diputado porteño Alberto Fernández, que condujo la campaña de Kirchner, también tiene un lugar asegurado en la mesa de decisiones. Fue el único hombre de fuera de Santa Cruz que participó en los últimos días de las reuniones ultrasecretas en las que el futuro presidente terminaba de armar su equipo de gobierno.

"Mañana se van a enterar. No insistan", dijo Fernández anoche a LA NACION para enfatizar que no habría más información hasta el anuncio oficial. El vicepresidente electo, Daniel Scioli, llegó por la tarde a Santa Cruz y apagó su teléfono celular.

La orden de reserva absoluta rigió también para el círculo íntimo de Kirchner en la provincia.

Algunos de esos hombres se mudarán al Poder Ejecutivo Nacional. Julio de Vido, ministro de Gobierno provincial, figura como principal candidato para manejar el plan de obras públicas. La extrema confianza que le tiene Kirchner lo ubica incluso como favorito para la Secretaría General de la Presidencia o la Jefatura de Gabinete, de acuerdo con el cargo que en definitiva le toque a Fernández.

Otros dos santacruceños que aparecen en los planes de Kirchner son el ex diputado Dante Dovena y el ex senador Daniel Varizat. La SIDE o la secretaría privada podrían ser algunos de sus destinos.

Los únicos lugares que anoche resultaban confirmados son el Ministerio de Economía (Roberto Lavagna fue ratificado hace un mes), el Ministerio de Salud (Ginés González García) y el de Educación (para Daniel Filmus, que ocupa ese cargo en la ciudad de Buenos Aires).

Kirchner quiso reservarse la sorpresa hasta el final y ordenó discreción a los dirigentes y técnicos a los que fue adelantando las responsabilidades que les tocarán.

"Candidatos sorpresa"

Bielsa fue uno de los que permanecían inhallables anoche. Algunas versiones lo señalaban como candidato sorpresa a ser canciller. Otras fuentes señalaban como más probable que Lavagna absorbiera la Cancillería y Martín Redrado fuera su subalterno, como secretario de Asuntos Exteriores (de lo que se informa por separado).

Si no se diera esa versión, Bielsa sería el ministro de Justicia. Tanto él como Beliz son candidatos a la jefatura de gobierno porteño. Al sumarlos al gobierno, Kirchner quedaría con las manos libres para apoyar a Aníbal Ibarra en la pelea de la ciudad.

Fuentes cercanas a Beliz confirmaron que el ex ministro fue consultado. Su destino podría ser el área de Seguridad.

El Ministerio del Interior tenía anoche dos grandes candidatos, según fuentes del espacio político que acompañó a Kirchner, después de que los tres gobernadores que se suponía como favoritos para ese lugar anunciaron que seguirán a cargo en sus provincias.

Pampuro, hombre de extrema confianza de Eduardo Duhalde, quedó en la lista de posibles jefes de la cartera política, aunque su nombre figuró desde un principio como postulante para la SIDE.

El otro mencionado es el vicegobernador de Tierra del Fuego, Daniel Gallo. Ostenta un buen trato con los mandatarios peronistas y es amigo personal de Kirchner. Tiene en contra, analizaban dirigentes que tratan con el presidente electo, su poca experiencia en los primeros planos de la política nacional.

Alberto Fernández, casi un comodín, podría terminar en el Ministerio del Interior en el caso de que conviniera al armado general.

Los candidatos en las demás áreas de gobierno son:

  • Trabajo: el favorito es Aníbal Fernández, actual ministro de la Producción, que participó activamente de la campaña de Kirchner. Si no fuera él, podría figurar el ex vicejefe de Gabinete Carlos Tomada, que estuvo en Trabajo cuando Alfredo Atanasof ocupó ese ministerio y fue quien diseñó las propuestas laborales de la campaña de Kirchner.
  • Defensa: algunas fuentes del kirchnerismo daban crédito al diputado Jorge Villaverde como posible ministro. Pero allegados a éste no lo confirmaron. También se menciona al operador político peronista Juan Carlos Mazzón para una de las áreas donde el presidente electo tenía más dudas para integrar.
  • Producción: Lavagna pretende fundir ese ministerio con el de Economía. En ese caso, Oscar Tángelson, su actual viceministro, quedaría a cargo de esta área.
  • Desarrollo Social: Kirchner analizaba nombrar a su hermana mayor, Alicia, que ya cumple con esa función en Santa Cruz, pero dudaba de la conveniencia de llevar familiares al gobierno.
  • Justicia: además de Bielsa se mencionó con posibilidades a Esteban Righi (ex ministro de Héctor Cámpora), al ex juez Eduardo Luis Duhalde e incluso a Beliz.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.