Bilateral. La Argentina y Uruguay iniciaron una nueva etapa sin resolver viejos conflictos