La fiscalía pidió condenar a D'Elía a cuatro años y ocho meses de prisión

Marginado por el kirchnerismo, se lo juzga por la toma de la comisaría de La Boca; otros dos implicados fueron sobreseídos
Hernán Cappiello
(0)
24 de octubre de 2017  

D'Elía, en la toma de la comisaría, en junio de 2004
D'Elía, en la toma de la comisaría, en junio de 2004 Fuente: Archivo

El piquetero kirchnerista Luis D'Elía enfrenta desde ayer un pedido de condena de cuatro años y ocho meses de prisión por haber encabezado la toma de la comisaría de La Boca, ocurrida el 24 de junio de 2004.

Esta situación se conjuga con otra causa que aumenta el riesgo de su detención inminente: ya fue indagado la semana pasada acusado de encubrir a Irán en la causa AMIA y el juez Claudio Bonadio resolverá en unas semanas si dicta su procesamiento con o sin prisión preventiva. En ese expediente está acusado, junto a la ex presidenta Cristina Kirchner, de buscar favorecer a Irán, país con el que tiene estrechos lazos y adonde viajó con frecuencia en los últimos años.

D'Elía, un militante que se encolumnó detrás de Néstor Kirchner desde el movimiento piquetero y llegó a ser secretario de Estado, hoy fue alejado por la propia Cristina Kirchner de su entorno. Evitó que se incorporara a las listas y le mandó mensajes, incluso, para que no se acercara a los actos de campaña.

Ahora está llegando a su fin el principal juicio que arrastró D'Elía desde hace 17 años. Ayer la fiscal general Gabriela Baigún pidió que sea condenado a cuatro años y ocho meses de prisión por su participación en la toma de la comisaría 24 de La Boca. Y pidió, además, que se lo inhabilite para ejercer cargos públicos por el doble del tiempo de la condena.

En este juicio, a cargo del Tribunal Oral Federal Nº 6, se juzga la toma de la seccional realizada para reclamar la detención del asesino de un dirigente barrial, Martín "Oso" Cisneros. El proceso se lleva adelante en los tribunales federales de Comodoro Py.

Además de la toma de la comisaría, D'Elía afronta una segunda acusación en el juicio: es por intimidación pública, por haber encabezado en 2008 una marcha contra quienes protestaban, cerca del Obelisco, por la aplicación de las retenciones móviles a las exportaciones agropecuarias.

La fiscal Baigún acusó al dirigente social de haber cometido siete delitos: atentado contra la autoridad agravado en forma reiterada, lesiones, instigación a cometer delitos, daño agravado, privación ilegal de la libertad, usurpación e intimidación pública.

Tras el pedido de condena de la fiscal, el abogado de D'Elía, Adrián Albor, advirtió que todos los delitos por los que lo había acusado la fiscalía estaban prescriptos. Tendrá que alegar la semana próxima.

El juicio oral y público contra D'Elía comenzó en abril y el próximo lunes continuará con la defensa del dirigente, acusado por la toma de la seccional policial.

Durante el juicio se reconstruyeron los hechos y se citaron testimonios de personas que indicaron que durante la toma hubo destrozos en la comisaría y que no se le permitió salir a una mujer embarazada. La fiscal tuvo en cuenta para pedir la pena que, cuando ocurrieron los hechos, D'Elía era diputado provincial y que el cargo le exigía conducta. Los otros dos acusados, Ángel Borello y Luis Bordón, tuvieron distinta suerte: la fiscal no los acusó por considerar que la causa estaba prescripta, por lo que serán sobreseídos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.