La Gendarmería intervino en Chajarí y volvió la calma