La interna del PJ, en juego en la votación por los holdouts

El Gobierno contará con el aval de casi 50 senadores para el plan de pago de la deuda a los fondos buitre; el proyecto dividió a la mayoría opositora
Gustavo Ybarra
(0)
30 de marzo de 2016  

Con los votos asegurados para convertir en ley la autorización al gobierno de Mauricio Macri para pagar los acuerdos con los bonistas que no ingresaron a los canjes de deuda de las administraciones kirchneristas, el foco de atención de la sesión de hoy del Senado estará puesto en el comportamiento del bloque del Frente para la Victoria (FPV) y la fuerte puja interna que vive la mayoría opositora.

A lo largo de la extensa sesión, convocada para las 10.30, se asistirá a un nuevo capítulo de la feroz pulseada en el PJ entre los sectores dialoguistas, que apuestan por una oposición racional, y aquellos legisladores alineados con el kirchnerismo y que proponen resistir al gobierno macrista como fórmula para lograr un eventual retorno al poder.

La pelea tiene especial importancia para la supervivencia del jefe de la bancada del FPV en el Senado, Miguel Pichetto (Río Negro). Primer abanderado en el Congreso de la política dialoguista, el rionegrino se juega hoy parte importante de su capital político como líder de la mayoría opositora de la Cámara alta. El kirchnerismo, anoticiado de esto y sabedor de que perderá la votación, sólo apuesta a continuar esmerilando la autoridad del presidente de bloque.

Los números favorecen por el momento a Pichetto, ya que el proyecto del Poder Ejecutivo podría superar los 50 votos, una mayoría superior a los dos tercios del total de miembros del Senado.

De ese número, el FPV aportará al menos 23 votos, una cifra más que respetable si se tiene en cuenta que la bancada está integrada por 42 senadores. En la vereda de enfrente se alineaban hasta ayer 19 legisladores dispuestos a rechazar el proyecto del Gobierno. Se trata de números que podrían mutar hasta el momento mismo de la votación.

A diferencia de lo que ocurrió en Diputados, donde la alianza Cambiemos logró aprobar la iniciativa con el apoyo de fuerzas aliadas (peronistas disidentes, el massismo y otros bloques menores), en el Senado el aporte del FPV es fundamental para sancionar la ley.

Además de los 15 senadores oficialistas que reúnen la UCR y el Frente Pro, también apoyarán la iniciativa el peronismo disidente del Interbloque Federal y los bloques de UNA, GEN y el Movimiento Popular Neuquino. Fernando Solanas (Proyecto Sur) no votaría porque viaja esta noche a Estados Unidos, Magdalena Odarda (CC-Río Negro), en tanto, rechaza el proyecto.

En una movida inteligente, Pichetto buscó comprometer a los gobernadores peronistas. Logró un pronunciamiento abrumador de 16 mandatarios que concurrieron al Senado a pedir que se aprobara el pago a los holdouts para así volver a los mercados de capitales para financiar obras públicas.

A partir de la exposición de los gobernadores, los votos en el FPV empezaron a decantar a favor del proyecto. Así, y a pesar de las reticencias de varios representantes a votar la iniciativa, se alinearon Salta, Misiones, Entre Ríos, La Pampa, Catamarca, Santiago del Estero y Tierra del Fuego. En rebeldía total sólo quedarán La Rioja, Santa Cruz y Chaco.

La iniciativa que se debatirá hoy deroga las denominadas leyes cerrojo y de pago soberano, que impiden al Gobierno realizar una nueva oferta a los holdouts, y autoriza al Poder Ejecutivo a salir al mercado a vender bonos por un monto de hasta US$ 12.500 millones para pagar los 21 acuerdos sellados por el equipo del Ministerio de Hacienda y Finanzas en los estrados judiciales de Nueva York.

La Argentina se comprometió a cancelar esa deuda en efectivo antes del 14 de abril, fecha en la que, si se cumple con lo comprometido, se levantarían las cautelares del juez Thomas Griesa que impiden pagarles a los bonistas que aceptaron los canjes de 2005 y de 2010 y que mantienen al país en default desde hace un año y medio. No obstante, la decisión la tiene la Cámara de Apelaciones, que convocó a audiencia para apenas un día antes de la fecha límite.

"Ante la demora en resolver de la Cámara es más necesario que nunca que la Argentina cumpla con su parte del acuerdo para no hacerles el juego a los buitres, que nos quieren hacer pasar como incumplidores seriales", argumentó Federico Pinedo (Pro-Capital) a favor de sancionar la ley.

Desde el FPV, sumó su apoyo Rodolfo Urtubey (Salta). "Hay que darle una mano a la Argentina para sacarla de la situación de minusvalía que implica un default para un Estado soberano", afirmó.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.