La Justicia profundiza los controles