La UCR llega cargada de dudas a la convención

A la decisiva reunión del sábado próximo en Gualeguaychú el partido arriba en medio de un clima tenso; intentará definir allí si acuerda con Macri, con Massa o si compite por su cuenta; también elegirán el candidato entre Cobos y Sanz
Lucrecia Bullrich
(0)
8 de marzo de 2015  

Dentro de una semana la novela tendrá un final. O, por lo menos, a eso aspiran sus protagonistas. Después de medio año de especulación, chicanas, negociaciones y cálculos, la UCR se reunirá para debatir -y definir en el mejor de los casos- su futuro de cara a la pelea por la Presidencia.

La convención nacional del partido se reunirá el sábado próximo en Gualeguaychú con dos objetivos: definir sus alianzas a nivel nacional y elegir el candidato con el que competirá en las PASO de agosto.

Los caminos posibles están claros para todos. No así el resultado, que es una incógnita y promete serlo hasta entrada la madrugada del domingo que viene.

Las opciones son acordar con Mauricio Macri, con Sergio Massa, con ambos o con ninguno. La decisión quedará en manos de los 330 dirigentes de todo el país que integran la convención.

La opción Pro tiene en Ernesto Sanz, jefe del partido y precandidato a presidente, a su principal defensor. Apuesta a que la alianza con el macrismo le permita a la UCR asegurarse al menos media docena de gobernaciones y fortalecer su estructura con mayor presencia en el Congreso, las legislaturas provinciales y las intendencias. Su aspiración de máxima, aunque evite decirlo, es que la UCR juegue un rol protagónico en un eventual gobierno de Macri.

Los radicales que quieren sumar a Massa a una "interna amplia", como la bautizaron hace meses, creen que pactar con el tigrense es la manera de garantizar algunos triunfos clave (más en términos simbólicos que de impacto cuantitativo) en provincias como Jujuy, Tucumán y La Rioja. Pero, sobre todo, están convencidos de que, para ser viable, un acuerdo opositor que aspire a vencer al kirchnerismo debe incluir al peronismo. El jujeño Gerardo Morales es el principal mentor de esta alternativa.

Julio Cobos encabeza a quienes, en cambio, creen que la UCR debe preservar su "identidad histórica" y competir sin aliados, en representación del electorado que en algún momento buscó captar el extinto Frente Amplio UNEN.

Sin embargo, la postura de Cobos, tanto como la de Sanz, fue virando. En un primer momento Cobos se mostró absolutamente reacio a cualquier forma de acercamiento a Pro o al Frente Renovador, aunque se ocupó de repetir hasta el cansancio que acatará lo que decida la convención. No quiere volver a quedar asociado a una ruptura del partido.

En la última semana, sin embargo, Cobos se acercó a Morales. No porque lo seduzca una alianza con Massa, sino porque el jujeño es el principal impulsor de que en Gualeguaychú la UCR consagre un único candidato a presidente, es decir, que opte por Cobos o Sanz.

El tema se sumó a la agenda de la convención en los últimos días y terminó de tensar la cuerda. Cobos espera que se imponga el veredicto de las encuestas, que lo dan por encima de Sanz. El senador, en cambio, aspira a imponer su número en la votación de los convencionales.

Los cálculos de cara a esa votación son un misterio. "Los números nos dan bien a nosotros. Llegamos", dicen todos. Los votos se negocian de a uno y hasta el último minuto.

La posición de Cobos sufrió ayer un golpe. Por falta de quórum, no se reunió la convención radical bonaerense que preside Ricardo Alfonsín, justamente por la ausencia de los convencionales que rechazan un acuerdo con Macri o Massa. Todo un síntoma de la creciente tensión partidaria en el principal distrito del país y, por lo tanto, el de mayor peso en la cumbre nacional. Sanz no lo dejó pasar. "Derrota de Alfonsín y Cobos en la convención provincial", destacó en un comunicado.

Pero la postal más clara del estado de ebullición y expectativa que vive la UCR la dejó la coincidencia de Sanz, Cobos, Macri y Massa ayer en Mendoza. Los radicales y sus posibles aliados se sacaron fotos en todas las variantes posibles.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.