Las empresas españolas seguirán en el país si "no se cambian las reglas"

Lo aseguró el canciller español Josep Piqué quien llegó esta mañana para informarse sobre los planes del nuevo presidente Adolfo Rodríguez Saá
(0)
27 de diciembre de 2001  • 12:36

Las empresas de capitales españoles continuarán en la Argentina siempre que "haya seguridad jurídica, respeto a las reglas del juego y ningún tipo de actitud discriminatoria".

"La voluntad de las empresas españolas es de clara apuesta estratégica con voluntad de permanencia", aseguró el canciller de ese país, Josep Piqué.

El ministro visitante advirtió que aunque "se ha suspendido el pago de la deuda y ese es un hecho no habitual", si las cosas "se hacen bien, con solidez, seriedad, rigor y ortodoxamente, hay muchísimas posibilidades de salir adelante".

Piqué insistió en que "lo importante es que no se tomen medidas en el corto plazo que entorpezcan la evolución del medio y largo plazo".

Consultado sobre la posibilidad de que empresas españolas abandonen el país, el canciller español dijo que "no se han planteado estos términos en ningún momento" siempre que se mantengan las reglas de juego establecidas.

Sin embargo advirtió que "si se aplicaran políticas que no permitieran la continuidad de inversiones, entonces no continuarán, pero estoy seguro que eso no será así".

9.42 | España ratifica la cooperación política y económica a la Argentina

El canciller español Josep Piqué arribó esta mañana al país y anunció la decisión de su gobierno de ratificar la cooperación "política" y "económica" a la Argentina en el momento de "crisis" que está atravesando, y señaló que el propósito de su visita es enterarse de primera mano sobre los planes del nuevo presidente Adolfo Rodríguez Saá.

A poco de arribar al aeropuerto internacional de Ezeiza, Piqué indicó que vino a "presentar saludos de España y de su gobierno para con la Argentina" y ratificó su "confianza en el futuro" del país, que, dijo, es "grande y estoy seguro que saldrá adelante".

El ministro de Relaciones Exteriores advirtió que "hacen falta muchísimos esfuerzos, probablemente sacrificios importantes, y un gran esfuerzo de concertación entre las fuerzas políticas e interlocutores sociales. Entre todos se puede salir de esta situación tan crítica, así lo espero y deseo".

Piqué también ratificó ante la prensa la "cooperación de España y de las empresas españolas en estos momentos de fuerte preocupación".

Consultado sobre el tipo de asistencia que se brindaría, respondió: "de todo tipo, política, económica, que ya viene prestando en los últimos tiempos de manera muy decidida" y recordó que el suyo "es el único país que individualmente participó del plan de blindaje, participó en el megacanje".

"Apoyo ha habido, apoyo político tanto frente a Estados Unidos como ante el FMI, y así lo va a seguir haciendo", aseguró el diplomático.

No obstante, precisó que "se trata de conocer los planes inmediatos del nuevo presidente" pues "ese es uno de los motivos del viaje, conocer de primera mano cuáles son y en qué medida a partir de ahí podemos ayudar".

Ayer trascendió que el país europeo podría anunciar algún tipo de ayuda financiera hacia la Argentina.

España es el segundo inversor extranjero en Argentina luego de los Estados Unidos, por lo que la grave crisis económica, política y social que atraviesa, repersutió sensiblemente en esa nación europea.

En ese sentido y de acuerdo con lo informado por la Embajada de España en el país, el canciller Piqué mantendrá hoy una reunión con miembros de la Cámara Española de Comercio.

Tras la reunión con Rodríguez Saá, prevista para las 10.30, a las 13, el funcionario español tiene previsto almorzar -junto a sus colaboradores- con los ministros de Relaciones Exteriores y Defensa, José María Vernet; de Hacienda y Finanzas, Rodolfo Frigeri; y de Trabajo, Oraldo Britos, en la sede del Palacio San Martín.

Fuente: DyN

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.