Las novedades atenuaron la ilusión de los familiares