Las PASO, más cerca de una gran encuesta que de una elección determinante

Como ocurrió en las presidenciales de 2011, el oficialismo y casi toda la oposición presentarán nuevamente listas únicas
Lucrecia Bullrich
(0)
23 de junio de 2013  

Develado el misterio de las candidaturas y las listas, queda claro que las internas del 11 de agosto volverán a funcionar este año más como una gran encuesta nacional que como una instancia de depuración de la oferta electoral.

Las elecciones primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO) nacieron a fines de 2009 como el corazón de la reforma política que el Congreso aprobó en diciembre de aquel año.

Debutaron en las presidenciales de 2011, pero como todas las fuerzas (salvo mínimas excepciones) presentaron boletas únicas, sus resultados no generaron definiciones. Más bien pusieron a prueba a los candidatos antes del último round de las generales de octubre.

Este año, las PASO sólo ordenarán las listas de UNEN, el frente de centroizquierda que en la ciudad integran la UCR, el Frente Amplio Progresista (FAP) y la Coalición Cívica.

Ese espacio pondrá en juego tres listas de precandidatos a diputados y senadores para luego armar una única nómina que competirá el 27 de octubre.

En la provincia, en cambio, el Frente Progresista Cívico y Social (la versión bonaerense de UNEN) no tendrá internas: presentará una boleta única, encabezada por Margarita Stolbizer (GEN) y Ricardo Alfonsín (UCR).

En la misma línea, y tal como hizo en 2011, el Frente para la Victoria presentará listas únicas en casi todos los distritos. Es que en el artículo 19 la ley 26.571, de reforma política, se establece que "todas las agrupaciones políticas deberán seleccionar a sus candidatos a cargos públicos electivos nacionales" a través de las PASO, "aun en aquellos casos en que se presentare una sola lista".

En el armado kirchnerista hay una excepción. Las listas de candidatos en la ciudad de Buenos Aires serán tres: la de Juan Cabandié y Liliana Mazure para la Cámara de Diputados; la de Daniel Filmus y Paula Español para el Senado, y una tercera, más testimonial que competitiva, encabezada por el ex abogado de Isabel Perón, el peronista Juan Gabriel Labaké y el jefe del gremio de los municipales, Amadeo Genta.

Más allá de ese desdoblamiento en territorio porteño, para el kirchnerismo las PASO serán, otra vez, una gran encuesta.

Lo mismo ocurrió en 2011, cuando el resultado de las internas se tradujo en un espaldarazo enorme para la reelección de Cristina Kirchner. Fue además una señal de alarma para la oposición.

El 14 de agosto de 2011 Cristina Kirchner y Amado Boudou se alzaron con el 50,24% de los votos. Muy atrás quedaron Ricardo Alfonsín (12,2%), Eduardo Duhalde (12,1%) y Hermes Binner (10,1%). Cristina Kirchner se impuso además en todas las provincias, menos en San Luis.

Aquellas PASO dejaron en evidencia, a la vez, un rotundo respaldo al kirchnerismo y una muestra de la dispersión y fragmentación de la oferta electoral opositora.

¿Qué escenario podría resultar de las internas de este año?

A Cristina Kirchner las elecciones del 11 de agosto, para las que faltan 49 días, volverán a servirle de termómetro. La cantidad de votos que obtengan sus candidatos, sobre todo en la crucial provincia de Buenos Aires y en territorio porteño, darán una idea clara de la adhesión a su gestión y a una eventual re-reelección.

La vara de comparación será el 50,24% de agosto de 2011 (o el 54% de las generales de octubre de aquel año), aunque es probable que el kirchnerismo aliente una comparación con las legislativas de 2009, en las que el kirchnerismo sufrió una dura derrota.

En la vereda de enfrente, el 11 de agosto a la noche, la oposición tendrá un panorama claro de su estado de situación después de la pésima elección de 2011.

Igual que la Presidenta, Sergio Massa, Francisco de Narváez y Mauricio Macri (que no es candidato) esperarán los resultados de las internas pensando más en 2015 que en el nuevo Congreso.

Tanto el Frente Renovador, que postula al intendente de Tigre, como Unión por la Libertad y el Trabajo, por el que se candidatea De Narváez, y Unión Pro, el frente macrista, presentan boletas únicas. Es decir, nada cambiará entre las listas que los electores encontrarán en el cuarto oscuro el 11 de agosto y el 27 de octubre.

Los tres alimentan aspiraciones para dentro de dos años y tendrán, después de las PASO, una idea más clara de dónde están parados de cara a esos proyectos. También para ellos las internas serán un termómetro útil.

Los resultados de las internas darán cuenta además del grado de fragmentación del voto opositor. A partir de la decisión de Massa de competir por una banca en la Cámara de Diputados, los porcentajes que arrojen las PASO indicarán en qué medida la elección en la provincia de Buenos Aires se polarizará entre el kirchnerismo puro, el intendente de Tigre y su posición "ni pro ni antikirchnerista, y el peronismo disidente que encarna De Narváez.

Los pasos hasta el voto

Las fechas clave del calendario electoral

  • 12 de julio

    Con la difusión de los padrones definitivos comienza la campaña electoral.
  • 22 de julio

    Arranca la campaña publicitaria en los medios de comunicación. A partir de la reforma política, los espacios se reparten por sorteo.
  • 11 de agosto

    Se celebran las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias. Participan las distintas listas de cada frente.
  • 27 de octubre

    Fecha de las elecciones legislativas nacionales, en que se vota para renovar un tercio del Senado y la mitad de la Cámara de Diputados.
  • La reforma, viva en la Web

  • "¿Qué se elige en las elecciones 2013?", se pregunta la página web del Ministerio del Interior en uno de los apartados dedicados a los comicios de este año. Enseguida, sobre un mapa de la Argentina, aparece un cuadro con el detalle: "Consejeros de la Magistratura: 12; senadores nacionales: 24; diputados nacionales: 127".
  • En Internet, la elección de integrantes del Consejo de la Magistratura por voto popular, que la Corte Suprema declaró inconstitucional esta semana, sigue en pie. Igual que para Cristina Kirchner en sus últimas incursiones en Twitter, en el mundo virtual, al menos, "la batalla continúa".
  • MÁS LEÍDAS DE Politica

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.