Las promesas no lograron revertir el malhumor

El Gobierno jugó fuerte, pero la gestión de Jure, el actual intendente, fue castigada en las urnas
(0)
13 de junio de 2016  

CÓRDOBA (Para LA NACION).- Aunque la elección de ayer en Río Cuarto fue el primer test electoral del presidente Mauricio Macri, hay algunos ingredientes determinantes para no fundamentar en sus seis meses de gestión la explicación de la derrota local de Cambiemos.

De hecho, varios de los encuestadores que trabajaron en esta votación sostienen que la imagen de Macri se mantiene en un nivel aceptable, a pesar de registrar una caída respecto del 72 por ciento que logró en el ballottage.

El radicalismo -con la excepción de un único período del peronismo hace 12 años- gobierna la ciudad desde el retorno de la democracia. La segunda gestión de Juan Jure registró problemas y un creciente malhumor de los vecinos por inconvenientes en los servicios clave, como la recolección de basura y el bacheo. Esto explicaría la derrota de la UCR.

No obstante, la apuesta del gobierno nacional fue fuerte durante la campaña electoral en el distrito cordobés. Si bien Macri no visitó la ciudad, en las últimas horas protagonizó un spot invitando a la ciudadanía a acompañar a Yuni. En cambio desfilaron buena parte de sus ministros, como Marcos Peña, Rogelio Frigerio, Guillermo Dietrich, Oscar Aguad, Esteban Bullrich y Ricardo Buryaile.

Por otra parte, hubo promesas de obras, el reinicio de vuelos entre Río Cuarto, Córdoba y la Capital Federal e inauguraciones de delegaciones nacionales en la ciudad. "Con todo, Macri no pudo revertir el malhumor", describió un dirigente provincial de la UCR a LA NACION.

El actual intendente fue uno de los primeros hombres del radicalismo en acercarse a Macri antes de que Pro y su partido se aliaran; incluso designó el Banco Ciudad agente financiero del municipio en reemplazo del Banco de Córdoba, como un gesto al ahora presidente.

Jure intentó ser candidato a gobernador por el radicalismo el año pasado, aunque finalmente fue Aguad quien encabezó la fórmula una vez que se concretó la alianza de Cambiemos, que contó con el aval de Macri. En ese contexto hay quienes entienden que Jure apuntó más en su gestión a temas como educación, salud y viviendas en detrimento de temas relacionados con los servicios básicos municipales.

Eduardo Yuni, el candidato de Cambiemos, intentó remontar durante la campaña los problemas de gestión y buscó pegar su figura a la de Macri. Su estrategia fue plantear la idea de cambio aun cuando era postulante por la misma fuerza que gobernaba; también usó el mismo discurso que funcionó a nivel provincial, el de la posibilidad de "integración" al país.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.