Las razones por las que el transporte se adhirió y garantizó el éxito del paro

Diego Cabot
Diego Cabot LA NACION

Por qué el transporte garantizó el paro

13:18
Video
(0)
25 de junio de 2018  • 21:33

A continuación, sus principales conceptos:

  • La diferencia de esta medida sindical con las anteriores es el acatamiento del transporte. Esta vez lo anticipó y generó conductas en muchísima gente.
  • El Gobierno usaba al transporte como rompehuelgas y es determinante.
  • UTA, que maneja los colectivos y el subte porteño, tiene amenazas grandes de los gremios más radicalizados que le piden más combate.
  • El sindicalista Roberto Fernández mantenía buena relación con el Gobierno pero en octubre tiene elecciones internas y las bases le piden ser más combativo.
  • Además, en el sector del transporte de larga y corta distancia las empresas pusieron una alfombra roja para hacer el paro. Con los colectivos locales, el Gobierno recortó subsidios; en las compañías que son eficientes o tienen espalda financiera hay más posibilidades de subsistir que las más pequeñas.
  • Los servicios de larga distancia tienen el problema de la falta de eficiencia; además, el Gobierno les quitó totalmente el subsidio y puso a competir empresas de aviones con los mismos precios.
  • 14 empresas de colectivos ya presentaron un proceso de crisis, con una actividad donde cayó la demanda y piden permiso para reestructurar, lo que incluye despidos de personal. Los gremios saben de ese proceso en marcha.
  • Según los transportistas ya se perdieron entre 4000 y 5000 puestos de trabajo.
  • La crisis en las empresas de larga distancia se gesta desde 2016.
  • La UTA yendo al paro gana un punto frente a su propia gente; si se niega a acatarlo, debe dar explicaciones a sus empleados.
  • Con los subtes y trenes, la UTA tiene un viejo reclamo que el Gobierno complació y era el freno a Metrodelegados.
  • En el caso de los subtes, las bases son más rupturistas. En Metrovías decían que, a diferencia de otros momentos, Metrodelegados y Unión Ferroviaria estuvieron de acuerdo en ir al paro.
  • Se analizó un esquema de emergencia para brindar el servicio con personal jerárquico y decidieron no hacerlo, por la certeza de que no tenían gente para trabajar.
  • Habrá un poco más de movimiento y apuro en el Gobierno en solucionar temas pendientes pero el transporte seguirá siendo conflictivo, porque está en medio de una reestructuración donde el Estado ha decidido que el subsidio no sea su único combustible.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.