Llaman a concurso para hacer el escrutinio

Fue declarada nula la licitación
Fue declarada nula la licitación
(0)
30 de agosto de 2001  

El Gobierno declaró nula la licitación que debía definir la empresa que contará los votos en las elecciones legislativas del 14 de octubre, para las que sólo faltan 46 días. En cambio, convocará a un concurso de precios para una contratación directa.

El ministro del Interior, Ramón Mestre, confirmó anoche que "se está anulando la licitación y se llamará a un concurso de precios".

"Con estos costos no podía adjudicarse la licitación", explicó Mestre.

Las dos compañías que dirimían la prestación del servicio de escrutinio eran las españolas Indra e Ibermática. Pero ambas cotizaron precios mucho más altos que los que permitía la licitación pública. Según el precio testigo de la Sindicatura General de la Nación (Sigen), el escrutinio no podía insumir más que 8,5 millones de pesos. Pero Indra ofertó 16 millones, e Ibermática, 12,5 millones.

"Los precios eran demasiado altos, aunque en las elecciones de 1999 el escrutinio costó 22 millones de pesos", subrayó Mestre.

Según fuentes del Ministerio del Interior, el nuevo concurso demandará tiempos muy cortos y podría invitarse a otras empresas, además de las que se presentaron a la licitación.

"Esto significa un peligro institucional grande", dijo a LA NACION un funcionario del área de Mestre. El Gobierno deberá ahora instrumentar un sistema técnicamente transparente y auditable por los partidos políticos, lo que implica la articulación de toda una tecnología específica.

Se estima que las empresas que se presentarán en el concurso de precios serán Indra e Ibermática de manera segura. Pero no se descarta la concurrencia de una tercera compañía.

"De alguna manera se va a resolver y a las elecciones se va a llegar", aseguró a LA NACION el director nacional Electoral y de Reforma Política, Alejandro Tulio.

En la cartera de Interior estiman que, en virtud del fracaso de la licitación, Indra e Ibermática presentarán ofertas más austeras, adecuadas al tope fijado por el Gobierno, de 9 millones de pesos. Ese máximo se calcula sobre el precio testigo, de 8,5 millones más un 5% adicional, como techo.

El costo total de las elecciones del 14 de octubre próximo será de 70 millones de pesos, como anticipó LA NACION en su edición del sábado último. El presupuesto original para el escrutinio era de 14 millones.

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.