Los 16 personajes de la declaración de Fariña y su supuesto rol en la ruta del dinero K

Martín Báez
Martín Báez Fuente: Archivo
El "valijero" arrepentido contó en detalle qué papel jugaban ex funcionarios y personajes desconocidos que colaboraron en un presunto plan de lavado de dinero
Maia Jastreblansky
(0)
21 de abril de 2016  • 17:41

La explosiva declaración de Leonardo Fariña incluyó explicaciones largas y detalles de fechas, lugares y circunstancias. Pero, sobre todo, aportó nombres. El "valijero" arrepentido describió cuál era el rol de cada uno de los personajes que intervinieron en el supuesto mecanismo de lavado de dinero negro, cuyo origen habría sido la obra pública.

No dejó afuera ni a los ex presidentes Néstor y Cristina Kirchner ni a su hijo, Máximo . Tampoco al ex ministro de Planificación Julio De Vido . En la sombra, una decena de personajes desconocidos figuran en la trama de su relato. Todo desde el punto de vista de Fariña, que tras dos años preso se acogió a la figura del arrepentido y hoy está en libertad.

Néstor Kirchner: según Fariña, Báez decía que Néstor Kirchner era su amigo "desde siempre" y que en cambio "ella" (por Cristina Kirchner) no lo era. Para Fariña el ex presidente utilizaba a la obra pública como su "caja" para conseguir dinero en efectivo a través de retornos. Para ello, "mudó" el ministerio de infraestructura de Santa Cruz a la Nación, con Julio De Vido a la cabeza.

Lázaro Báez: de acuerdo al valijero, Báez construyó junto a Néstor Kirchner un mecanismo para generar dinero negro a través de la obra pública. Pero cuando el ex presidente murió, comenzó a hacer maniobras financieras para sacar esos fondos al exterior.

Fariña dijo que Báez comenzó a controlar nuevas empresas constructoras de Santa Cruz para tener el control de las licitaciones. Y que generaba el dinero negro a través de sobreprecios y de los adelantos de obra "que eran el retorno que se debía pagar por la adjudicación de las obras".

Luego, según Fariña, se encargaba de sacar dinero en efectivo del circuito legal ¿Cómo? "Debía generar el gasto ficticio para sacar del circuito o del giro comercial el dinero en efectivo, o en su defecto, pagarle a terceras empresas servicios o prestaciones simuladas", describió el arrepentido ante el juez.

Julio De Vido: era quien "digitaba las empresas adjudicatarias de la obra pública", beneficiando así a los empresarios amigos, en este caso a Lázaro Báez.

Martín Báez: Fariña le dio un rol clave en el entramado del lavado. Dijo que era quien viajaba en avión privado de Río Gallegos a San Fernando, quien negoció la creación de un fideicomiso en el banco Nación con Juan Carlos Fábrega, quien intercedió para concretar la compra de "La Rosadita", quien tenía cuentas en el Lombard Odier de Suiza, y quien viajaba a España para armar la estructura financiera de Báez. En definitiva, Martín Báez "representaba" a su padre.

Carlos Wagner: Como presidente de la Cámara de la Construcción, también habría digitado las adjudicaciones de obra pública, además de conformar uniones transitorias de empresas con Báez para presentarse a licitación juntos.

César Andres: contador personal de Lázaro Báez y directivo de Invernes, la financiera de Ernestor Clarens (señalado como el financista de Néstor Kirchner en las sombras).

Claudio Bustos: contador de Báez. Fariña dijo que compartieron vuelos de San Fernando a Río Gallegos.

Fabián Albornoz: escribano de Lázaro Báez.

Federico Elaskar: era el dueño de SGI, la financiera conocida como "La Rosadita". Según Fariña, Elaskar recibió una primer parte de pago pero después "cuando tenía que firmar los papeles no quiso". Eso habría derivado en un cortocircuito entre Elaskar y los colaboradores de Báez que culminó en el testimonio del ex dueño de SGI en el programa Periodismo Para Todos. De acuerdo al testimonio del valijero "Elaskar se quedó por bastante tiempo con las entradas de los circuitos cerrados de televisión de SGI y los mails, que controlaba de manera remota". Además, Fariña aseguró que Elaskar le robó "dos relojes" mientras vivían juntos.

Fariña dijo que Austral "quiso comprar la financiera y recapitalizarla para aumentar la línea de descuento para que Austral le diga a todos sus proveedores y contratistas a los cuales les pagaba con cheque a plazo que en vez de que los descuentes en Santa Cruz lo hagan en SGI, cuyo dueño iba a ser Báez".

Federico Elaskar
Federico Elaskar Fuente: Archivo

Daniel Pérez Gadín: según Fariña "Gadín es el testaferro de Lázaro Báez". Como contador, era quien elaboraba la pata contable del "plan".

Jorge Chueco: Fariña lo describe como el "otro yo" de Pérez Gadín, pero desde lo legal. "Todo lo que sabe Gadín lo sabe Chueco porque estuvo jurídicamente sustentado por él".

Ernesto Clarens, Santiago Walter Carradori y Maximiliano Goff Dávila: los describió como actores principales en las maniobras cambiarias y financieras para convertir cientos de millones de pesos a dólares y euros, para luego sacarlos del país a través de varias sociedades de bolsa, cuevas y casas de cambio de Puerto Madero y la City porteña.

Cristina y Máximo Kirchner: según Fariña, cuando Néstor murió, ambos "fueron golpeando a los empresarios más emblemáticos del marido reclamando lo que teóricamente era de él". "Mal y pronto, Cristina piensa que lo que hizo Lázaro Báez fue robarle dinero", concluyó Fariña sobre el final de su indagatoria.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.