Los asambleístas desactivaron las "tarjetas vecinales"

Lo decidieron como "gesto" al Gobierno
(0)
12 de febrero de 2008  

PARANA.- Menos de 48 horas antes de reunirse con la presidenta Cristina Kirchner, los asambleístas entrerrianos desactivaron el polémico sistema de "tarjetas vecinales" que autorizaban algunos lugareños a sortear el corte de la ruta 136 en Gualeguaychú.

Fue una suerte de muestra de buena voluntad hacia la Presidenta ante una medida que tanta polémica generó. En rigor, durante una reunión de asambleístas realizada el domingo se aprobó renunciar a ese mecanismo y destruir las polémicas tarjetas vecinales.

"Quizá nos equivocamos con las tarjetas, pero las instrumentamos creyendo que así solucionábamos el problema a los trabajadores de los establecimientos que están en Gualeguaychú entre el puente y el corte de Arroyo Verde. Porque en esa extensión, de 12 kilómetros, están el aserradero más grande la región y otras empresas con personal de hasta 500 empleados. Por eso instrumentamos estas tarjetas, que terminaron sirviendo para pegarle a nuestra lucha", dijo el asambleísta Oscar Bargas, al ser consultado por la decisión de eliminar las tarjetas vecinales.

Esta medida alcanzaba a más de 200 vecinos y fue duramente cuestionada por los comerciantes y turistas cercanos a la zona de los cortes de ruta.

Los asambleístas analizaron ayer las cifras oficiales de la Dirección Nacional de Migraciones (publicadas en exclusiva por LA NACION), que revelaban un incremento del tránsito de personas a Uruguay pese a los cortes de ruta.

El asambleísta Juan Ferrari evaluó como inevitable "una acción más concreta" sobre la empresa Buquebús. Por eso consideró que con entregar volantes en el puerto de Buenos Aires "no alcanza".

En cambio, Bargas optó por descreer de las cifras: "El ferry tiene un límite, y la empresa de transporte fluvial alquiló sólo un barco más. Y si bien en el paso por Colón hacia Paysandú debe haber crecido el tránsito, no puede ser tanto".

Hacia el interior de la Asamblea de Gualeguaychú, la revelación del fluido vínculo entre la Argentina y Uruguay por otras vías puede terminar alentando un reclamo más firme a la presidenta Cristina Kirchner.

Muchos asambleístas creen que el dato revitalizaría el reclamo a la Presidenta para que desde el Gobierno se propicie la aprobación de una ley de la madera, a fin de prohibir la exportación de rollizos hacia las pasteras, y la aplicación del Código Aduanero para que no puedan trasladarse desde suelo argentino químicos contaminantes con destino a Botnia.

En el fuero íntimo entre los asambleístas entrerrianos se advierte que lo que se obstaculiza en Entre Ríos encuentra paso libre por el puerto de Buenos Aires sin mayores inconvenientes.

Una comisión de los manifestantes verá pasado mañana a la Presidenta, que, según se prevé, les reiterará su posición en favor de dejar el conflicto en manos de la Corte de La Haya.

Paro en Botnia

  • Los trabajadores del Sindicato Unico de la Construcción y Anexos de Uruguay realizaron ayer por la mañana un paro en reclamo de mayores medidas de seguridad, luego de la muerte de un obrero en la pastera Botnia. El sindicato convocó a la huelga luego de que las informaciones preliminares indicaron que "hubo responsabilidad" de la empresa contratista de Botnia. Juan Molina, uruguayo de 31 años que pertenecía a la empresa Cujó, falleció el viernes pasado tras caer de un andamio. A pesar del paro, desde la papelera dijeron que la planta está produciendo pasta de celulosa normalmente.
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.