El traspaso

Los gestos de un momento histórico


A veces lo normal adquiere ribetes extraordinarios en la Argentina. El traspaso sereno de los atributos del poder entre Mauricio Macri y Alberto Fernández marcan un hito histórico y abren una esperanza: ¿es posible el fin de la grieta?

Un primer abrazo -formal, diplomático- unió a Fernández y Macri en el inicio de la ceremonia en el recinto de la Cámara de Diputados. La hostilidad entre ellos había empezado a ceder el domingo en la misa por la concordia celebrada en la Basílica de Luján

foto: AFP

Gélida, sin mirarlo a los ojos, Cristina Kirchner hizo todo lo posible por dejar en evidencia su disgusto en el saludo a Macri. No se veían desde cuando ella era presidenta y fracasaron en la negociación por organizar el traspaso de mando

foto: AFP

La banda, como símbolo del poder, pasa de Macri a Fernández. Al presidente entrante se le notaba la emoción, mientras el recinto estalló en un aplauso. El discurso de una hora con el que puso en marcha su gobierno ya reposa sobre el estrado

foto: Gentileza presidencia

Macri entregó el bastón con el alivio de haber llegado hasta el último instante de la Presidencia con un capital político considerable, a pesar de la frustración económica que significó su mandato. Es el primer presidente no peronista que consigue entregar el mando desde que el peronismo existe

foto: Gentileza presidencia

Los dos presidentes firmaron el acta que dejó constancia legal del traspaso del mando. Macri le ofreció su lapicera a Fernández. Cristina Kirchner, en cambio, se negó a tocarla cuando llegó su momento de firmar. Le pidió a uno de sus colaboradores su propia birome

foto: Gentileza presidencia

El gesto afectuoso de Fernández marcó la salida de escena de Macri. Era la imagen de dos rivales después de una batalla, que hizo juego con el discurso posterior del nuevo presidente, centrado en cerrar la grieta y "terminar con el rencor"

foto: Gentileza presidencia

Alberto Fernández y Cristina Kirchner ya están consagrados como presidente y vicepresidenta. En el recinto atronaba la marcha peronista, que los dos tararearon. Una nueva era estaba por comenzar

foto: REUTERS

EdiciÓn fotográfica: Fernando Gutiérrez

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.