Los gobernadores peronistas demoran la ofensiva judicial

La promesa de De la Rúa y Colombo dilató la decisión del PJ
(0)
31 de agosto de 2001  

Los catorce gobernadores justicialistas esperarán el regreso del ministro de Economía, Domingo Cavallo, y el depósito de los fondos coparticipables para avanzar con la estrategia judicial que están dispuestos a encarar si el Gobierno recorta los fondos provinciales, como sospechan que hará para cumplir con el déficit cero.

La reunión de ayer entre los senadores del PJ y el jefe de Gabinete, Chrystian Colombo, en la que éste se comprometió a cumplir con los acuerdos fiscales y no tomar decisiones unilaterales (sobre lo que se informa por separado) calmó, por ahora, a los mandatarios justicialistas.

Por esa razón, decidieron mantener la cautela y no anunciar públicamente lo que habían definido anteanoche en privado: preparar en las próximas horas los recursos judiciales (medidas cautelares) que presentarán en sus distritos y en la Corte si Cavallo cumple con su promesa de "enviar lo que se recaude", y no cumplir con el piso acordado en diciembre de 2000 de $ 1364 millones mensuales.

Pasada la medianoche de ayer, en la sede de la Casa de Tucumán, los catorce gobernadores del PJ habían acordado, además de la estrategia judicial, tomar contacto con sus pares de la Alianza para rechazar juntos futuros recortes a los fondos de coparticipación. Mientras algunos de los gobernadores peronistas participaban de la reunión que se realizó ayer en el consejo nacional del partido para aprobar un plan alternativo de gobierno (sobre lo que se informa por separado), el presidente De la Rúa convocaba a los gobernadores oficialistas a la Casa Rosada. De la Rúa se comprometió ante esos mandatarios a no tocar los fondos de coparticipación.

Esa reunión frustró la que habían planificado los justicialistas con sus pares de la Alianza para horas más tarde y distendió los ánimos. Algunos de los senadores del PJ que estuvieron reunidos con Colombo fueron a la cumbre del consejo nacional justicialista para informales a los gobernadores del PJ que el jefe de Gabinete también negaba los recortes.

Por esa razón se decidió esperar y mantener una postura cautelosa hasta que el ministro de Economía regrese hoy de los Estados Unidos y brinde precisiones a los mandatarios justicialistas sobre cómo las provincias contribuirán a cumplir con el déficit cero. José Manuel de la Sota (Córdoba), Adolfo Rodríguez Saa (San Luis) y Néstor Kirchner (Santa Cruz) aseguraron a LA NACION que, además, demorarán la definición pública del justicialismo hasta que la Nación deposite los fondos que les adeuda.

Si después del 4 del mes próximo la Nación no deposita los fondos que reciben las provincias en concepto de coparticipación, avanzarán en tres direcciones: la vía judicial (presentar recursos judiciales), la política (intentar conseguir el apoyo de los gobernadores aliancistas) y la legislativa (trabar las leyes que pida el Poder Ejecutivo en los próximos meses).

"Es una medida que no nos han comunicado hasta el día de la fecha, no obstante lo cual tenemos desconfianza", dijo ayer, después de la cumbre del consejo nacional del PJ, el gobernador Rubén Marín, a cargo del partido desde que Carlos Menem está preso por supuesto tráfico de armas.

Decisión tomada

Marín ratificó la decisión de todos los mandatarios peronistas de llevar adelante "las medidas judiciales necesarias" para trabar los recortes a la coparticipación: esto significa presentar medidas cautelares en las provincias y un recurso ante la Corte Suprema que llevarían al máximo tribunal los gobernadores en persona.

Una de las sospechas justicialistas es que Cavallo amenazó con recortar los fondos porque buscaba medir qué margen tiene para negociar con el peronismo. Si bien ayer no hubo contactos formales con el Gobierno, algunos gobernadores le hicieron saber a Colombo que impulsarán la coparticipación del impuesto al cheque y todos los tributos que la Nación no coparticipa a las provincias.

Por ahora, los gobernadores del PJ guardarán calma, sobre todo para no complicar la situación política.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?