Los sindicatos docentes, cerca de aceptar la oferta salarial de Scioli

La propuesta de un sueldo mínimo de $ 7000 ya fue aceptada por dos gremios; las otras organizaciones podrían aprobarla entre hoy y mañana
Jesús Cornejo
(0)
26 de febrero de 2015  

LA PLATA.- La oferta del gobierno de Daniel Scioli, que lleva el salario inicial de un maestro de grado a $ 7000, comenzó a ser aceptada ayer por un amplio sector del arco gremial docente y todo hace presuponer que el lunes próximo comenzarán las clases en las 17.000 escuelas que tiene la provincia de Buenos Aires.

El escenario cambió radicalmente luego de la nueva propuesta, formulada anteayer en el Ministerio de Economía bonaerense. Y ayer, la Unión de Docentes Argentinos (UDA), uno de los cinco sindicatos que integra el Frente Gremial Docente Bonaerense, aceptó la propuesta oficial. "Los cuerpos orgánicos, luego de un extenso y difícil debate, decidieron por mayoría aceptar el ofrecimiento para elevar el salario inicial a $ 7000. Esto permite recuperar parte del terreno perdido en materia salarial por los efectos inflacionarios", informó la UDA en un comunicado.

En las asambleas del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba), el 93 % de los docentes aprobaron la propuesta salarial, además de reclamar mayores inversiones en infraestructura escolar. Horas antes, el secretario general del gremio, Roberto Baradel, había declarado que la oferta salarial es positiva.

"Es una oferta a tener en cuenta y la vamos a someter a la consideración de las asambleas. En términos integrales para todos los cargos, el aumento será de un 36%, y un 40% de aumento sobre el salario inicial... Yo creo que se va a valorar positivamente, pero la decisión la tienen los docentes", aseguró Baradel, en declaraciones radiales, antes de conocerse el resultado de la votación.

Los restantes gremios analizaban al cierre de esta edición la mejora salarial. Los maestros del Sindicato Argentino de Docentes Privados (Sadop) dijeron que mañana tendrán una definición. "Estamos haciendo consultas con los docentes. Pero recién el viernes daremos a conocer la decisión junto con los restantes sindicatos del Frente Gremial", dijo a LA NACION la secretaria adjunta, María Inés Busso.

Las negociaciones salariales con los docentes comenzaron temprano en la provincia. Es que el gobernador Scioli no quería tener un comienzo de ciclo escolar con las escuelas cerradas, en un año con pretensiones electorales para el gobernador. Por eso, instruyó a sus ministros y funcionarios para que analicen una buena propuesta salarial, con la intención de desactivar cualquier conflicto gremial que pueda perjudicar el normal inicio de las clases. Así, en diciembre se acordó un aumento anticipado para enero y febrero de entre el 8% y 9,5%, además de arrancar las paritarias a comienzos de este año. Los docentes recibieron esta parte del aumento, pero luego rechazaron las dos propuestas salariales para 2015: la primera fijaba en $ 6200 un sueldo de un maestro que recién se inicia en la carrera; la segunda, en $ 6400.

"Las dos propuestas anteriores nos parecieron insuficientes. Esta nueva oferta está siendo analizada por los docentes en las asambleas realizadas en todos los distritos y mañana [por hoy] se reunirá el congreso de delegados", dijo a LA NACION la presidenta de la Federación de Educadores Bonaerense (FEB), Mirta Petrocini.

Por su parte, la Unión de Docentes de la Provincia de Buenos Aires (Udocba), que está por fuera del Frente Gremial Docente y que lidera el dirigente moyanista Miguel Ángel Díaz, rechazó la propuesta.

La nueva oferta lleva el salario inicial de un maestro de grado sin antigüedad a $ 7000 desde marzo -actualmente es de $ 5400- y en agosto se blanquearán sumas no remunerativas y no bonificables.

Además, la propuesta incluye un incremento del salario básico, que pasará en marzo de $ 2778 a $ 3080, y en agosto, a $ 3300. Esto beneficiará particularmente a los docentes con antigüedad o que cobran sumas extras por ruralidad o por dictar clases en condiciones desfavorables.

A nivel nacional, los gremios no están tan cerca de cerrar un acuerdo como sus colegas bonaerenses. La última oferta del 22 por ciento más el pago de una suma extraordinaria no había convencido a los cinco sindicatos del sector, que representan a un millón de maestros, aproximadamente.

El ministro de Educación, Alberto Sileoni, mantuvo ayer conversaciones informales con los dirigentes gremiales y podría reunirlos hoy para mejorar la oferta salarial y acordar el inicio de las clases.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.