Luis D'Elía, despechado en Twitter: "Me corre una lágrima dolida y silenciosa"

Se refirió a dichos de Miguel Ángel Pichetto y de Raúl Zaffaroni que mostraron distancia del líder piquetero ultrakirchnerista
(0)
23 de febrero de 2015  • 18:07

Y llegó el principio del fin. Ese que se da cuando una de las partes acepta el rechazo de la otra. El líder piquetero Luis D'Elía mostró su dolor y despecho en Twitter, tras algunas demostraciones de distancia de parte de distintos sectores afines al kirchnerismo.

Desde que Alberto Nisman lo denuncio por haber encubierto a los imputados iraníes por el atentado de la AMIA -con escuchas ilegales que lo comprometen-, el líder de MILES bajó su perfil, a la vez que recibió algunos desplantes de parte de referentes afines al kirchnerismo.

Hoy, D'Elía señaló en Twitter: "[Miguel Ángel] Pichetto dice que el Gobierno me tiene que tirar por la borda. Para Zaffaroni soy un bocón, marginal. Me corre una lágrima dolida y silenciosa".

Hizo referencia así a los dichos del senador rionegrino del Frente Para la Victoria que días atrás, en una entrevista con el Diario Río Negro había manifestado: "El Gobierno debería tirarlo por la borda [a D'Elía]. Es un personaje marginal, vende humo".

D'Elía también se refirió al ex ministro de la Corte Suprema Eugenio Zaffaroni, al asegurar que lo tildó de "bocón" y "marginal".

Desde que estalló la denuncia de Nisman, D'Elía se resguardó de la exposición pública y sólo se manifestó por Twitter. A fines de enero, su programa en radio Cooperativa fue levantado del aire.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.