Lula y Chávez esperan más comunicación entre los países de América latina

(0)
25 de mayo de 2003  • 11:50

Los presidentes de Brasil, Luiz Inacio Lula Da Silva, y de Venezuela, Hugo Chávez, coincidieron hoy con que la asunción de Néstor Kirchner "fortalece la democracia" y será "fundamental" para consolidar la integración del Mercosur y el continente de América latina.

Lula y Chávez compartieron un desayuno a solas en la embajada brasileña ubicada en Arroyo al 1100, del barrio porteño de la Recoleta, donde hablaron de las "relaciones bilaterales, de la última Cumbre del Grupo Río, de su próxima reunión en Venezuela y de la necesidad de profundizar la integración política latinoamericana", según indicó Chávez al oficiar de vocero tras el encuentro.

Si bien, Lula no formuló declaraciones a la prensa ya que según indicó su portavoz oficial, considera que "hoy es el día de Kirchner", el presidente de Brasil dio a conocer una carta escrita en portugués para "saludar al pueblo argentino en este día" que consideró: "Una fiesta de la democracia".

Lula sostuvo que "Brasil y Argentina viven el mejor momento de sus relaciones" y confió que "con el amigo Néstor Kirchner" ese vínculo sea "un factor fundamental para consolidar la verdadera integración política, económica, social y cultural de América del Sur" y buscar "soluciones conjuntas para las graves crisis económicas y sociales que hay que enfrentar".

El vocero del encuentro fue el presidente venezolano quien llegó y partió de la embajada de Brasil caminando los 100 metros que separan esa representación diplomática con el hotel donde se hospeda y rodeado de custodios.

Chávez en diálogo con la prensa a la salida del encuentro con Lula, aseguró que la asunción de Kirchner "fortalece el sistema democrático argentino", y consideró que Lula "tiene las condiciones para asumir el liderazgo del cambio del modelo económico y la integración en América Latina para hacer frente al ALCA".

El mandatario venezolano no descartó la incorporación de ese país al ámbito del Mercosur, y anticipó que durante el encuentro que mantendrá con Kirchner el lunes, le expresará su "disposición de acercarse mucho más para discutir los temas en todo el continente y buscar soluciones conjuntas a los problemas económicos".

"La asunción del presidente Kirchner apunta en dirección al fortalecimiento democrático en Argentina", indicó Chávez.

En ese marco, Chávez sostuvo que la "Argentina es un ejemplo del daño perverso que hicieron las políticas neoliberales" y "hay que avanzar en el diálogo continental para cambiar el modelo", mientras señaló que el presidente "Lula" de Brasil, "tiene las condiciones para liderar ese cambio en el continente".

El mandatario venezolano reveló también que esta madrugada estuvo reunido con su par cubano, Fidel Castro, en el hotel que comparten en su corta estadía en Buenos Aires, y dijo que le manifestó sus deseos para que la isla caribeña "esté cada vez más integrada con América latina".

De muy buen ánimo, Chávez respondió por más de media hora a todas las preguntas de los periodistas que lo esperaban a la salida de la embajada de Brasil, y saludó con besos en la mano a unas cinco chicas militantes sociales que se acercaron para saludarlo y le gritaban: "Chávez corazón, el pueblo está con tu revolución".

Luego el presidente venezolano, vestido con un impecable traje azul y camisa blanca, bromeó con los periodistas y se despidió destacando que "hoy es un día de brillante sol" para la Argentina y se dirigió caminando rumbo al hotel Four Seasons, ubicado a unos 100 metros de la embajada de Brasil, donde se encontraría con los otros presidentes para partir en un micro rumbo al Congreso.

Fuente: DyN

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.