No hay garantías de una ayuda equitativa