Opiniones dispares entre los porteños sobre la suerte del plan

Algunos dicen que le falta dureza; otros, que no ataca a fondo las causas del delito
(0)
22 de abril de 2004  

Opiniones dispares generó entre los porteños el plan de seguridad lanzado el lunes último por el Gobierno. Así lo comprobó LA NACION en una recorrida por el centro de la ciudad. Uno de cada cuatro consultados dijo no conocer en detalle los lineamientos del plan como para poder opinar.

"A mí me parece que al plan que lanzó el Gobierno le falta dureza -sostuvo Luis Magenta, un analista de sistemas de 52 años-. Tendría que atacar más los problemas sociales que están directamente relacionados con la inseguridad."

"Me parece que lo más importante es que haya más dureza en las penas a los delincuentes condenados. Y al que no tiene cura, al paredón", dijo Magenta, en referencia a la instrumentación de la pena de muerte.

En contraste con su opinión, la artesana Marta Quiroga dijo que consideraba atinada la propuesta. "Me parece muy bien porque se ataca a la delincuencia. No puede ser que vivamos con miedo, perseguidos, mirando para atrás y sospechando de todo el mundo. Este nuevo plan es un comienzo. Se necesita tiempo para sanear el problema", dijo, en Corrientes y Reconquista.

A metros, como cada día desde hace 15 años, Juan Poblete estaba preparado para sacar brillo hasta al más gastado de los zapatos. El fue más escéptico: "Siempre es lo mismo. Toda la vida va a ser igual. Acá el problema de fondo es la corrupción, empezando por la policía". Su cliente Rodrigo Vila coincidió: "Aunque no lo leí en detalle, no confío", declaró.

Un tema estructural

Con incertidumbre sobre el éxito del plan se mostraron Patricia Ordóñez, una abogada de 25 años, y María Murphy, estudiante de Trabajo Social, de 22. "El aumento de las penas y bajar la edad de imputabilidad de los menores no soluciona nada. El tema es más estructural; primero hay que darles educación. Me parece un ideal que los particulares ocupen lugares en las comisarías. Dudo de que se lleve a la práctica", opinó Ordóñez.

Murphy sostuvo: "Somos uno de los países con más leyes. Lo que hace falta es que se cumplan, no que se reformen o que se dicten nuevas. Me parece que el plan no tiene ninguna medida de prevención del delito. Hay que hacer un cambio en el sistema educativo. También hay problemas en las cárceles; la cuestión no es construir más cárceles, sino lograr que quienes entren puedan salir, reinsertarse en la sociedad y no salir peor de lo que entraron", dijo Murphy.

Puntos de vista

Patricia Ordóñez

  • "Aumentar las penas y bajar la edad no soluciona nada."
  • Marta Quiroga

  • "Me parece muy bien porque así se ataca a la delincuencia."
  • María Murphy

  • "Tenemos muchas leyes. Sólo necesitamos que se cumplan."
  • Rodrigo Vila

  • "Aunque no lo conozco en profundidad, no me inspira confianza."
  • Juan C. Iguarán

  • "Por fin un plan global que combata la inseguridad."
  • Carlos Villahoz

  • "A Kirchner no le creo nada. Todo quiere hacerlo él."
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Politica

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.