Para toda la oposición, el mérito fue de la gente