Piqueteros kirchneristas agredieron al senador Morales

Destrozaron el lugar donde el presidente radical habló sobre control de gestión estatal
(0)
17 de octubre de 2009  

Volaron huevos, abrochadoras, útiles de oficina y hasta sillones. El Consejo Profesional de Ciencias Económicas de Jujuy quedó destrozado en 15 minutos por un grupo de piqueteros kirchneristas que impidió que el presidente de la Unión Cívica Radical, Gerardo Morales, diera una conferencia sobre controles de la gestión del Estado.

"Me estaban esperando", denunció Morales, senador nacional por Jujuy, luego del tumulto en el que resultó golpeada la presidenta del Consejo Profesional de Ciencias Económicas, Blanca Juárez.

El grupo que desató la gresca es liderado por la dirigente Milagro Sala, que anunció que el lunes los piqueteros se concentrarán frente al comité radical de Jujuy para repudiar las denuncias de Morales sobre cómo maneja la ayuda social que recibe del gobierno nacional.

Los problemas comenzaron a las 18, cuando Morales, junto con los auditores nacionales Leandro Despouy y Alejandro Nieva, y el diputado nacional Miguel Giubergia, llegaron a dar la conferencia y los aguardaba un grupo de piqueteros que irrumpió en el lugar con la idea de impedir la charla.

Pasado el escándalo, según explicaron a LA NACION dirigentes que acompañaron al senador, se cumplió con la conferencia prevista.

"Fueron directamente a atacarme. Rompieron todo lo que encontraban a su paso en pleno, ante el temor de los empleados y de la gente que concurría al lugar", denunció Morales, y señaló a la dirigente Sala como cabecilla del grupo, aunque no se encontraba en el lugar del hecho, sino fuera de la capital jujeña.

Allegados a Morales comentaron ayer a LA NACION que las diferencias entre la dirigente piquetera y el senador radical no son nuevas y estarían vinculadas con las denuncias que hace el jefe radical sobre el manejo "de plata sin control" de parte de Sala.

"Los militantes kirchneristas que responden a Milagro Sala, tal como ellos mismos se identificaron, mientras nos amenazaban, nos tiraban huevos, útiles de oficina e incluso sillones. Todos elementos contundentes. Quedó destrozado el lugar", resumió Morales.

Sin policías

El senador denunció que en el momento de la trifulca no había policías en las inmediaciones del Consejo Profesional de Ciencias Económicas, por lo que se comunicó por teléfono con el gobernador peronista Walter Barrionuevo para reclamarle seguridad.

"Me han atacado por mis denuncias sobre los importantes fondos que recibe [Milagro Sala] del gobierno nacional y maneja sin control alguno", planteó Morales. Algunos de sus colaboradores deslizaron que la dirigente piquetera recibiría mensualmente fondos provenientes del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, a cargo de la cuñada presidencial, Alicia Kirchner.

Esas mismas fuentes admiten que, además de las denuncias de Morales, el conflicto con Sala se extiende a la política del intendente de la capital jujeña, el radical Raúl "Chuli" Jorge, que procura que las protestas piqueteras no compliquen el tránsito entre la ciudad y las afueras, ya que usualmente cortan los cuatro puentes y generan muchas dificultades.

"El clima de conflicto e intolerancia que baja desde el propio gobierno nacional genera conflictividad y crispación en la gente y mi provincia no está al margen de esto, lamentablemente", sostuvo Morales.

Y reiteró una denuncia efectuada en la audiencia pública en el Senado en la que se debatió sobre el proyecto de ley de medios: "El titular del Comfer, Gabriel Mariotto, vino a Jujuy a entregar licencias [de radios] a estos grupos afines al Gobierno".

Morales recibió la solidaridad del bloque de senadores nacionales de la UCR; de la líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, y del gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saá.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?