Piqueteros protestaron en Plaza de Mayo

Los manifestantes se desconcentraron pacíficamente, aunque los integrantes del Movimiento Teresa Rodríguez intentan instalarse, esta noche, frente a la Casa Rosada pese a haber acordado con el Gobierno no acampar en ese lugar
(0)
26 de noviembre de 2002  • 23:20

Miles de piqueteros realizaron una manifestación en Plaza de Mayo contra la represión policial, a cinco meses del crimen de Maximiliano Kosteki y Darío Santillán.

El Movimiento Teresa Vive de desocupados decidió esta noche acampar en la Plaza de Mayo, pese a que las organizaciones piqueteras se habían comprometido en un acta firmada con el Gobierno a no permanecer allí.

En el acta que los representantes de los piqueteros firmaron con el ministro del Interior, Jorge Matzkin, figuraba que los manifestantes realizarían un acto en Plaza de Mayo, sin acampar en ese lugar.

En tanto, los jefes policiales a cargo del operativo de seguridad acordaron una tregua con los piqueteros hasta las 5 de la mañana, ya que éstos cuentan con un permiso del Gobierno de la Ciudad para permanecer allí, según informaron fuentes policiales.

Por la tarde, el ministro del Interior, Jorge Matzkin, acordó que los piqueteros atraviesen el puente Pueyrredón sin ser "cacheados" por la policía.

De este modo, tras largas horas de espera y ante un abrumador despliegue policial, los piqueteros cruzan el puente para ingresar a Capital Federal y realizar su manifestación en Plaza de Mayo y Congreso.

El acuerdo se logró tras la reunión que mantuvo Matzkin con los delegados piqueteros que llegaron a Casa de Gobierno.

13.45| Piqueteros continúan con el corte del puente Pueyrredón

Cerca de diez mil piqueteros permanecían esta tarde sobre el puente Pueyrredón y la avenida Pavón de Avellaneda, frente a casi medio millar de efectivos de seguridad, que les impedían el paso si no se sometían cada uno de ellos a una requisa en busca de armas, lo que generaba momentos de alta tensión en ese lugar que ya se convirtió en un emblema de las protestas sociales.

Los piqueteros adheridos a distintas organizaciones participaban de una jornada en repudio al asesinato de sus jóvenes compañeros Darío Santillán y Maximiliano Kosteki, víctimas de la represión policial, ocurridos hoy hace exactamente cinco meses y por lo cual hay varios policías procesados.

Los dirigentes de los manifestantes anunciaron que no se someterán a ser palpados de armas, lo que consideraron como una "humillación", además de algo impracticable por el enorme número de manifestantes, pero las autoridades policiales dijeron que no cederán.

"No van a pasar sin cacheo ", advirtió el comisario inspector Manuel Ramos, quien estaba bajo las órdenes del superintendente de Seguridad Metropolitana, comisario general Carlos Capucetti, a cargo del operativo de seguridad sobre el puente.

Los policías alegaban que sólo estaban haciendo cumplir la orden de requisa que les había impartido la jueza federal María Servini de Cubría.

Además de miembros de la policía federal y guardia de infantería, participaban en el operativo sobre el puente gendarmes y miembros de la Prefectura Naval con camiones hidrantes y motocicletas, mientras varios helicópteros sobrevolaban la zona.

De las imágenes que transmitían a los monitores de la policía federal los helicópteros, expertos calcularon que los piqueteros llegaban a unos diez mil, sumando los que ya estaban congregados sobre el puente y los que permanecían en la avenida Pavón de Avellaneda.

Los piqueteros se concentraron a las 11 en la estación de trenes de Avellaneda para rendir homenaje a Kosteki y Santillán, que cayeron asesinados allí, y luego avanzaron hacia el puente, donde se encontraron con el férreo operativo de seguridad.

Allí comenzaron negociaciones entre dirigentes de los piqueteros y las autoridades policiales, en las que también participaba la legisladora de Izquierda Unida Vilma Ripoll.

También había varias integrantes de la asamblea de Madres de Plaza de Mayo tratando de llegar al puente, donde pasadas las 13 varios manifestantes, con infinidad de carteles, expresaban cánticos adversos a la policía.

Las Madres junto al abogado de la organización, Sergio Shocklender, mantenían un diálogo con policías que realizaban un primer cordón donde el puente baja hacia la Capital.

Las agrupaciones que participan de la protesta, que debería concluir esta tarde con sendos actos frente al Congreso y a la Casa Rosada, son las del Polo Obrero, la "Aníbal Verón", los Desocupados "Teresa Rodríguez" y el Movimiento Territorial y Vivienda, entre otros.

La consigna central de la manifestación es "basta de represión", en alusión la trágica represión policial ocurrida el 26 de junio pasado en el mismo lugar, donde terminaron asesinados Santillán y Kosteki.

Además, planean reclamar contra la actual política económica, contra el proceso electoral anunciado y en demanda de planes sociales y asistencia a los más necesitados.

En un comunicado, el movimiento de "Aníbal Verón" explicitó las causas por las que los piqueteros rehusaban someterse a cacheos, entre las que destacaron que "nos proponemos movilizarnos pacíficamente en memoria de nuestros compañeros y para reclamar por nuestros derechos".

Consideraron que la orden de Servini de Cubría "es una deliberada violación a neustras libertades y nuestros derechos de mocráticos".

Varios dirigentes advirtieron que responsabilizarían al gobierno de Eduardo Duhalde por cualquier incidente que pudiera generarse.

Zamora: "Es una actitud provocadora"

El diputado Luis Zamora (Autodeterminación y Libertad) consideró que la jueza federal María Servini de Cubría tuvo una "actitud provocadora" al no dejar pasar a piqueteros por el Puente Pueyrredón sin palparlos de armas.

"Es una actitud provocadora de la jueza porque no se tomó porque hubo incidentes y se toman medidas preventivas sino querer impedir el derecho de los manifestantes de llegar a la Plaza", señaló Zamora.

Según el legislador, el superintendente de Seguridad Metropolitana, Carlos Capocetti, admitió que "no hay una orden escrita" de la magistrada para detener el paso de los manifestantes.

Zamora también aseguró que la jueza no quiso atender a los legisladores que buscan allanarle el camino a los piqueteros hacia la Plaza de Mayo.

12.50| Tres mil piqueteros cortan el Puente Pueyrredón

Cerca de tres mil piqueteros de distintas organizaciones ya lograron subir al puente Pueyrredón pero se detuvieron y quedaron enfrentados a un férreo cordón policial, ya que sus dirigentes afirmaron que no se dejarán palpar de armas como se proponen los efectivos.

"Nosotros vamos a avanzar, vamos a cruzar el puente", dijo uno de los dirigentes de los piqueteros, que pidió que "hagan cacheos de armas en el Congreso y en la Casa Rosada".

Otro de los militantes afirmó que se rehusan a dejarse palpar de armas porque "es un trato humillante y vejatorio: que revisen a los delincuentes", pidió, mientras añadió que "nosotros estamos ejerciendo el libre derecho a peticionar".

Participan de la protesta las organizaciones "Aníbal Verón", barrios de Pie, Sin Trabajo "Teresa Vive" y Movimiento Territorial de Liberación, entre otros.

Planean rendir homenaje a los jóvenes piqueteors Darío Santillán y Maximiliano Koseki, asesinados hace cinco meses durante la represión policial a una manfiestación, caso por el cual hay varios policías presos y bajo proceso judicial.

12| Piqueteros cortan la avenida Pavón, frente a la estación Avellaneda

Unos 500 piqueteros cortaban este mediodía la avenida Pavón, frente a la estación de trenes de Avellaneda, desde donde tienen previsto marchar a Plaza de Mayo para recordar a Darío Santillán y Maximiliano Kosteki, los jóvenes manifestantes que fueron asesinados, en el marco de la represión policial el pasado 26 de junio pasado.

La policía informó que los manifestantes, integrantes del movimiento Aníbal Verón, desde las 11 cortan el tránsito sobre la avenida Pavón frente a la estación donde murieron los piqueteros Santillán y Kosteki.

A la marcha adhieren, Barrios de Pie Sin Trabajo "Teresa Vive" y Territorial Liberación, entre otros.

Fuente: DyN

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.