Nueva etapa para el vicepresidente. Scioli busca adoptar un perfil de potencial jefe de la Ciudad