El reclamo de Prefectura y Gendarmería se extiende al interior del país