Se mantiene el número de bancas en Diputados

Los legisladores no aceptan reducirlo
(0)
23 de junio de 2002  

La decisión ya está tomada: el Congreso no avanzará en la propuesta de reducir en un 25 por ciento el número de miembros de la Cámara de Diputados de la Nación.

Por razones quizás obvias, esta idea nunca había despertado demasiadas simpatías dentro del cuerpo, por lo que en la Comisión de Asuntos Constitucionales, donde el proyecto se halla en estudio, se la desechó definitivamente la semana última. El argumento formal que se esgrimió fue que una reducción en el número de legisladores vulneraría la representación de las minorías políticas.

Esta era una iniciativa incluida dentro del acuerdo federal para la reforma política suscripto entre la Nación y las provincias en febrero último. Pero, a decir verdad, no muchas de sus 11 cláusulas tienen posibilidades de ser cristalizadas en los hechos en el corto plazo.

El acuerdo fue concebido para racionalizar los gastos de la política. Por ello, propuso una serie de objetivos: insta a la reducción de las estructuras de gobierno como mínimo en un 25%; propone limitar el gasto de las legislaturas provinciales y del Congreso Nacional; invita a reformar el sistema electoral nacional (listas sábana); dispone que los legisladores nacionales y provinciales no otorguen más subsidios ni pensiones, y establece que -reforma constitucional mediante- los cargos parlamentarios nacionales, provinciales y municipales se renueven cada cuatro años.

Avanzar en los consensos

Los diputados que integran la Comisión de Asuntos Constitucionales, a cargo de impulsar en el recinto la reforma política, acordaron que durante el segundo semestre de este año sólo se avanzará en aquellos temas que reúnan el mayor consenso entre los bloques. La intención es arribar a las próximas elecciones con buena parte del paquete de reformas cumplido.

Uno de los proyectos que reúnen los requisitos del consenso es el que permite un libre acceso a la información pública. También se avanzaría en una iniciativa para facilitar la formación de nuevos partidos políticos, aunque ya se anticipa que demandará varias reuniones de debate.

En cambio, ya fueron desechados los proyectos para instaurar el voto electrónico. "Es inviable aplicar este sistema para las próximas elecciones", afirmaron los legisladores.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?