Se reactiva el debate sobre los ataques de Montoneros

Recordaron en Formosa a las 12 víctimas que cayeron en la Operación Primicia, en 1975
Marcelo Veneranda
(0)
6 de octubre de 2010  

FORMOSA.- A 35 años del intento de copamiento del Regimiento de Infantería de Monte 29 por parte de Montoneros, en lo que pasó a la historia como la Operación Primicia, el gobierno provincial y el Ejército conmemoraron con un desfile el Día del Soldado Formoseño y recordaron a los 12 conscriptos y oficiales que murieron al repeler a los guerrilleros.

No fue un desfile más en la historia de esta ciudad, ligada estrechamente al regimiento. La reciente publicación del libro Operación Primicia , del periodista Ceferino Reato, y el proyecto presentado por la senadora Adriana Bortolozzi (PJ Federal) para otorgar un reconocimiento económico a las familias de los conscriptos muertos y heridos reactivaron la discusión sobre los crímenes políticos cometidos por Montoneros en el período democrático previo al golpe de 1976.

Y también el debate sobre la recomposición económica que recibieron integrantes de las organizaciones guerrilleras que murieron en enfrentamientos armados en esos años. Una discusión que la Casa Rosada "prefiere no alentar", admitieron en las filas del gobernador Gildo Insfrán, que participó del acto, pero evitó el diálogo con la prensa.

Aunque medido al milímetro, el comandante de la Brigada XII de Infantería, general Mario Gabriel Dotto, se hizo eco en su discurso del reclamo de familiares y veteranos de la clase 1954, que cumplía el servicio militar durante el espectacular intento de copamiento, que incluyó la toma del aeropuerto de Formosa y de dos aviones utilizados para la fuga (ver aparte).

Dotto recordó que los doce soldados y el policía provincial muertos "entregaron sus vidas en defensa de las instituciones y de las autoridades legalmente constituidas", en alusión a la presidencia de María Estela Martínez de Perón. "Hay una sola cosa que ni Dios puede cambiar, y es el pasado. El reconocimiento de nuestros muertos es un deber inexcusable".

"¿Qué nos queda? ¿Qué nos hará mejores personas?", se preguntó. Y respondió: "El compromiso cierto de haber aprendido las lecciones de la historia, proyectándonos sin rencores a un futuro de todos y con todos". Y el momento más emotivo del acto llegó cuando Dotto nombró uno por uno a los trece caídos. "¡Presentes!", gritaron, cada vez y visiblemente emocionados, los familiares y sobrevivientes del copamiento.

Reticencia del Gobierno

Antes de subirse al palco oficial (no hubo representantes del Gobierno), Bortolozzi se refirió a la situación de los conscriptos muertos y heridos. "Hay un poco de reticencia en la actitud del Gobierno de reivindicar sólo a los Montoneros y no a otros sectores que también sufrieron", señaló.

Nada se dijo de los doce militantes peronistas que murieron en el regimiento, como tampoco de los tres civiles inocentes que, según la reconstrucción del libro Operación Primicia , fueron asesinados por el Ejército en las redadas realizadas luego del copamiento.

"Mi hijo trabajaba en el campo, era una criatura. No teníamos idea de nada", recordó Celina González, sosteniendo sus 84 años sobre un bastón y el apoyo de su familia. Su hijo, Ismael Sánchez, falleció durante el ataque. Era uno de los pocos conscriptos que no se consideraban peronistas, pero compartía con sus compañeros la pobreza que afecta a gran parte de la región.

La anciana cobra hoy una pensión de $ 842 y se pregunta por qué su suerte es distinta de las familias de Montoneros. Según Reato, la mayoría de los guerrilleros muertos figuran en la edición del informe Nunca Más , reeditado durante el gobierno de Néstor Kirchner, y sus herederos cobraron una indemnización que, en marzo de 2010, era de $ 620.919.

De los conscriptos que sobrevivieron sólo cobraron una indemnización quienes resultaron con alguna incapacidad. "La propia ley nos deja afuera. No recibimos nada", dijo Ricardo Valdez, presidente del centro de veteranos.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.