Según los dueños, no se remarca

(0)
27 de diciembre de 2001  

En las últimas horas, los rumores sobre posibles aumentos de precios ganaron las góndolas de los supermercados. Si bien, por el momento, las principales cadenas minoristas y los grandes proveedores de alimentos y bebidas coincidieron en que no se están remarcando los precios, varias empresas admitieron que el tema ya está instalado y no ocultaron su preocupación ante un eventual regreso a los tiempos de la hiperinflación.

"Más allá de que no se puede descartar algún caso aislado, en términos generales no se produjeron aumentos en los precios de los alimentos. Igualmente, junto con Ovidio Bolo (presidente de la Cámara Argentina de Supermercados) estamos en contacto para monitorear el tema en forma permanente", explicó Alberto Alvarez Gaiani, titular de la Copal, la entidad que reúne a los principales productores de alimentos.

En Quilmes, Quickfood, Carrefour y Wal-Mart también negaron en forma terminante que se haya producido un aumento en los precios de los productos.

Sin embargo, en una de las cadenas más importantes de supermercados señalaron que hubo algunos intentos por parte de un par de fabricantes. "Algunos proveedores se están haciendo los vivos y están presionando para remarcar los precios. Creo que es muy peligroso, porque en estos casos se puede tratar de una profecía autocumplida. Si se empieza a trabajar pensando en un eventual aumento de precios, se lo puede terminar desencadenando", alertó el ejecutivo.

La existencia de una incipiente espiral inflacionaria fue denunciada por la Coordinadora de Actividades Mercantiles Empresarias (CAME). La entidad, que reúne a pequeños comercios minoristas, informó que un importante laboratorio dejó a último momento sin efecto un aumento del 25 por ciento en los precios de sus productos, mientras en el negocio de las golosinas y harinas hubo incrementos superiores al 5 por ciento.

Además, denunció que varias aceiteras suspendieron sus entregas y que unilateralmente los proveedores decidieron acortar los plazos de financiación en pesos de 90 días a 30 días.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.