Un fallo que facilitaría los embargos al país

La Corte dijo que NML puede pedir datos de propiedades estatales en todo el mundo
Jorge Oviedo
(0)
17 de junio de 2014  

La Argentina sufrió una dura derrota en el caso de la llamada causa "discovery", porque la Corte no desestimó ocuparse, sino que falló en contra, con una disidencia parcial y una abstención.

El fondo NML pidió que la justicia obligue al sistema financiero americano todo registro de bienes del Estado nacional, tanto en los Estados Unidos como en cualquier otro país. Obviamente, la idea era que ante un fallo favorable a su reclamo por la deuda, y en caso de que el país se negara a pagar, saber qué bienes embargar. La Argentina apeló a la ley norteamericana de inmunidades sobre propiedades extranjeras.

El voto de la mayoría recordó que la protección no alcanza a los activos extranjeros aplicados al uso comercial. Y que la inembargabilidad de los otros bienes estatales no incluye la prohibición de que se informe que son del país.

El fallo permite así a NML reclamar información de activos de toda clase (depósitos bancarios, vehículos, aeronaves, edificios, entre ellos) en los Estados Unidos o en otros países y de los que exista registro en ese país.

El voto en disidencia del juez Guinsburg no negó el derecho a que se le informara sobre toda clase de propiedades. Sólo, dijo en su voto, que se debería informarle sobre los activos destinados al uso comercial. Así manifestó su disidencia con la completa revelación de cualquier tipo de bienes aprobada, según él "exorbitante" .

Desde 2003 NML, recuerda el fallo, estuvo buscando información sobre activos argentinos, cuentas bancarias y sus fechas de apertura y cierre, balances , entre otros. Los reclamos comenzaron contra Bank of America y la sucursal estadounidense del Banco Nación.

El voto mayoritario recordó además que la inmunidad de propiedades de otros países "es una gracia otorgada por el gobierno de los Estados Unidos, no una garantía constitucional". Y que por ello en un tiempo la práctica fue preguntar a la rama del Gobierno responsable determinar cuándo aplicarla. Y recordó que hasta 1952 ese rol lo ocupó el Poder Ejecutivo, pero que en 1952 el Departamento de Estado adoptó una visión más restrictiva y excluyó los bienes "para usos comerciales". La opinión de esa área del gobierno se volvió muy relevante

Pero todo, dijeron los jueces, cambió cuando el Congreso cambió la ley en 1976 y la hizo más amplia y abarcativa, y aclaró que las inmunidades deben resolverse según sus previsiones. Y aclararon que prohíbe embargar lo inembargable, pero no dar información acerca de la identidad de los titulares.

También recordaron que, con argumentos iguales a los de Cristina Kirchner, la Casa Blanca les advirtió acerca de las consecuencias internacionales que podría tener lo que llamaron "una sustancial invasión de la soberanía" y "amenazar y dañar en general las relaciones internacionales de los Estados Unidos".

Pero los jueces rechazaron el planteo en duros términos. Dijeron que sería mejor dirigir "esos temores a la rama del gobierno que puede cambiar la ley, que en este caso, "sería la misma [el Congreso] que nos quitó la posibilidad" de sopesar la conveniencia de conceder la inmunidad "hace casi 40 años".

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.