Uruguay rechazó la idea que propuso Greenpeace