Ya comenzaron las tomas estudiantiles en los colegios

Alumnos de un secundario de Parque Avellaneda ocupan las instalaciones desde el viernes; se sumarían otros establecimientos
Alumnos de un secundario de Parque Avellaneda ocupan las instalaciones desde el viernes; se sumarían otros establecimientos Crédito: Twitter
Valeria Musse
(0)
11 de junio de 2018  

Hoy será un día de movilización y debate en una veintena de escuelas secundarias porteñas. Los estudiantes de cada institución se reunirán en asambleas para decidir las próximas medidas a tomar, en las horas previas al debate legislativo por el aborto y en apoyo de su legalización. Se prevé que, en muchos casos, los alumnos opten por tomar los establecimientos esta misma noche o en la jornada de mañana. La idea es iniciar una vigilia para asistir al Congreso el miércoles directamente desde los colegios.

Desde el viernes último, incluso, ya hay una institución tomada. Se trata de la Escuela de Educación Artística Rogelio Yrurtia, en el barrio de Parque Avellaneda. Así lo decidieron los alumnos luego de votar en una asamblea, en reclamo por el aborto legal, seguro y gratuito.

"La clandestinidad y penalización del aborto nos afectan directamente como estudiantes. El embarazo adolescente no deseado es una problemática cada vez más presente en nuestras aulas. Tenemos compañeras que dejan el colegio porque no tienen los medios para abortar de manera segura [...]", expresó el centro de estudiantes, a través de una carta a la comunidad educativa.

Durante la jornada de hoy podrían seguir el mismo camino al menos otras 20 instituciones educativas, indicaron referentes de la Coordinadora de Estudiantes de Base (CEB). "Nuestro objetivo es formarnos y debatir por qué necesitamos el derecho al aborto", dijo a LA NACION Candelaria, del Lenguas Vivas.

No se descarta, en tanto, que el gobierno porteño intente contrarrestar las protestas con la aplicación de un "protocolo antitomas", definido a comienzos de este año.

Federico, integrante del centro de estudiantes de la Escuela Carlos Pellegrini, explicó que habrá tres asambleas (una por turno) para decidir qué se hará en apoyo de la legalización del aborto. La principal moción será la toma de la institución, medida que impulsó días atrás la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA).

Julián Asiner, presidente de la Federación, recordó que en la asamblea que llevó adelante la Facultad de Filosofía y Letras se votó ocupar la sede de la institución a partir de mañana.

"Psicología y Sociales lo decidirán el martes [por mañana]. Y en otras instituciones del interior, como en Rosario y La Plata, otras facultades también harán asambleas similares", agregó el referente.

En un plebiscito realizado los últimos meses entre estudiantes y convocado por la FUBA, la CEB, la Coordinadora de Estudiantes Terciarios y la Federación de la Universidad Nacional de las Artes, el 90% de los consultados se manifestó a favor de la legalización del aborto.

En el profesorado Sara Eccleston, y a través de las redes sociales, convocaron a fabricar hoy, en conjunto, un pañuelo grande en el lugar para llevar a cabo un "pañuelazo por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito".

Asiner, de la FUBA, agregó que si el debate legislativo de pasado mañana se dilata por algún motivo o si se vota en contra de la despenalización se llevarán adelante nuevas asambleas para decidir los próximos pasos a seguir.

En las asambleas de hoy se votarán también otras actividades, como jornadas de debate, "pañuelazos" y abrazos a los colegios.

Malena, alumna de la Escuela Yrurtia, contó a LA NACION que en estas últimas horas, mientras mantienen la ocupación de la escuela, los estudiantes avanzaron en la elaboración de un protocolo contra la violencia de género "que debería haber entregado el Ministerio de Educación de la ciudad, pero no lo bajó a las escuelas", y con talleres de educación sexual.

Denuncian presiones

A medida que se acerca el día del debate en el recinto, pasado mañana, crecen las denuncias de legisladores que dicen recibir presiones de uno y otro lado por su voto sobre la despenalización del aborto.

El presidente de la Comisión de Legislación General. Daniel Lipovetzky (Pro), calificó como "grave" el panorama. El diputado es uno de los oficialistas que apoyan la iniciativa y fue víctima, la semana pasada, de una campaña sucia que se viralizó en la redes sociales.

Como contrapartida, también hay casos de legisladores que votan en contra del proyecto, que también son presionados. En esta vereda el caso más emblemático es el del socialista Luis Contigiani, a quien le piden que renuncie a su banca.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.