El sucesor de Angulo Barturen en la Argentina. Zapatero quiere que el embajador sea un político