Natación. Los Lagartos, a pura brazada