Muerte en una cárcel: entregaron a la Justicia tres cartuchos de escopeta

Investigan el asesinato de un recluso en el penal de Florencio Varela
Investigan el asesinato de un recluso en el penal de Florencio Varela Crédito: captura video twitter @LeandroMoreno4
(0)
25 de abril de 2020  • 22:52

La investigación del homicidio de un preso durante el motín en la Unidad 23 de Florencio Varela podría estar cerca de esclarecerse después de que el Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) entregara a la Justicia tres cartuchos de escopeta hallados en un muro perimetral de la cárcel.

Así lo informaron fuentes de la investigación. Federico Rey, de 23 años, murió el miércoles pasado durante una violenta protesta de los presos que exigían excarcelaciones y prisiones domiciliarias en medio de la pandemia del Covid-19. En un primer momento, las autoridades del penal le habían informado a sus superiores que la víctima había fallecido después de ser apuñalado en una pelea entre presos.

Pero la autopsia dejó en evidencia que las autoridades de la cárcel habían mentido y que la víctima tenía heridas compatibles con proyectiles de posta de goma y de plomo. Incluso, un disparo de posta de goma a menos de diez metros de distancia puede resultar mortal, según determinaron numerosos peritajes realizados en los años de mayor violencia en las manifestaciones sociales, entre 1997 y 2002. En este caso se habría verificado el uso de munición letal.

"Se entregaron a la Justicia tres vainas servidas de proyectiles de posta de guerra, es decir proyectiles de plomo, hallados en el muro perimetral de la Unidad 23 y también se aportó el testimonio de cuatro integrantes de la fuerza que podrían constituirse como una prueba crucial para encontrar al autor del disparo que provocó el deceso del interno", dijeron las fuentes consultadas.

La información fue entregada ayer a la fiscal Roxana Giménez, a cargo de la investigación. "La fiscalía ya cuenta con los tres cartuchos rojos detonados, los que fueron levantados en el muro perimetral de la Unidad 23 entre los puestos de guardias 2 y 3. De acuerdo a los testimonios recabados habría pruebas para dar con el autor/a de los disparos con cartuchos de plomo, una acción que se encuentra prohibida en los protocolos de incidentes intramuros", agregaron los informantes

Los tres cartuchos habían sido entregados por personal de guardia a un compañero de trabajo para que los ocultara, pero ese penitenciario se presentó ante las autoridades de Asuntos Internos para entregar las vainas servidas y relatar lo que sabía.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.